Tom Perriello

Recibir actualizaciones de Tom Perriello
 

Los Latinos de la Florida tienen que elegir entre dos visiones del sueño Americano

Publicado: 19/10/2012 11:28

votantes florida

La contienda presidencial de 2012 no es tanto una lucha entre dos hombres, pero más bien se trata de una elección entre dos versiones diferentes del sueño americano. El presidente Barack Obama quiere crear una clase media fuerte a través de un mayor acceso a la educación, la salud, una jubilación segura y empleos bien remunerados. En contraste, el gobernador Mitt Romney y su compañero de fórmula, el representante Paul Ryan (R-WI), abogan por un plan basado en la teoría de que los recortes de impuestos y reglas especiales para los estadounidenses más ricos producirán beneficios que se filtraran para el resto de nosotros.

Esta profunda diferencia de filosofías ayuda a explicar por qué la comunidad latina es más proclive a apoyar al presidente Obama, quien, según un reciente sondeo por Impremedia y Latino Decisions, tiene un apoyo nacional de parte de los Latinos de un 67 por ciento mientras que el apoyo nacional Latino del gobernador Romney esta solo a el 23 por ciento. Del mismo modo, un sondeo de Florida International University/Miami Herald/El Nuevo Herald muestra que poco mas de la mitad de los latinos de la Florida apoyan a Obama mientras que el 44 por ciento prefieren al gobernador Romney, y el 4,7 por ciento todavía están indecisos. Es claro que los latinos en Florida serán un factor decisivo en las elecciones de este año y que tienen toda la razón por estarlo.

Un nuevo informe del Center for American Progress calcula lo que le costaría el plan de presupuesto de Romney-Ryan a todos los residentes de la Florida, incluyendo a los latinos, y ayuda a iluminar las diferencias entre las dos filosofías de los candidatos. Las matemáticas ineludibles del plan de Romney-Ryan significan $ 2.000 en impuestos más altos para las familias trabajadoras. Esto significa que habría aumentos en los costos de salud, incluyendo la pérdida de la cobertura garantizada de atención prenatal y postnatal. Y el gobernador Romney propone recortes a la educación pública desde el programa "Head Start" hasta a la financiación universitaria, así como también reduciría drásticamente las becas Pell que hacen que la universidad sea más asequible para los estudiantes y sus familias.

Bajo el mismo plan de Romney-Ryan, los que más dinero donan a su elección--los super-ricos empresarios y sus intereses corporativos ---recibirían miles de millones en reducciones de impuestos. Esto incluye beneficios proporcionados por a través de vacíos legales en materia impositiva para construir fábricas y para mudar negocios al extranjero, incluyendo a China, en lugar de los Estados Unidos. La mayoría de los residentes de la Florida, incluyendo a muchos en la comunidad latina, creen que esto no se ajusta a la norma básica de la equidad económica.

Estas brechas legales que ayuda a las empresas a llevarse trabajos al exterior y su impacto en los empleos no es la única amenaza inmediata que el plan de Romney-Ryan presenta para las familias trabajadoras de la clase media. La posible reducción o incluso la eliminación de las deducciones/créditos hipotecarios -lo cual seria un aumento de impuestos de $ 1.066 para muchas familias-podría hacerle daño real al mercado de la vivienda y de la construcción que aún enfrentan tiempos difíciles en la Florida.

Y como sabemos, la educación impulsa el sueño americano abriéndole las puertas de oportunidades para muchos jóvenes, pero el plan de Romney-Ryan lleva a los latinos en la dirección opuesta. ¿Por qué poner obstáculos en el camino de la educación superior que ha ayudado a tantos estudiantes-del cual un 21 por ciento de jóvenes universitarios son latinos-especialmente a los 608 mil estudiantes de la Florida que recibieron becas Pell en la Florida durante el año escolar 2010-2011?

Estos estudiantes saben que la educación es el camino a la clase media. Sin embargo, en virtud de los recortes propuestos del congresista Ryan, más de 200 mil estudiantes hispanos perderán sus becas Pell a nivel nacional, mientras que otros 2 millones de hispanos verían sus becas Pell reducidas por $ 1.300 al año. En Florida, específicamente, más de 15.000 estudiantes latinos perderán sus becas Pell, mientras que 135.000 estudiantes latinos adicionales verían sus becas afectadas por recortes de $ 1.300 al año.

Esto es especialmente preocupante ya que el Pew HIspanic Center acaba de publicar un informe que dice que los estudiantes universitarios hispanos son el grupo minoritario más grande en las universidades de cuatro años de toda la nación. Varios de estos estudiantes son jóvenes, muchos de ellos ex miembros del servicio militar, que fueron traídos a Estados Unidos cuando eran niños y ahora están aferrados con las esperanzas del DREAM Act, para un día convertirse en ciudadanos estadounidenses. Y si, bajo el plan de Romney-Ryan, se les niega un camino hacia la legalización a los 151.000 DREAMers elegibles en la Florida, el estado de Florida perdería $ 21 mil millones en beneficios económicos a través de las próximos dos décadas.

Además, el informe nuevo de CAP también destaca el costo para los latinos de la Florida de revertir los recientes avances en la cobertura de salud bajo Obamacare. Hasta el momento, 9 millones de latinos se han hecho elegibles para recibir cobertura de salud y los 736.000 latinos menores de 26 han tenido acceso a seguros de salud por que se les ha permitido permanecer en los planes de sus padres de salud desde que Obamacare fue promulgado. Pero el gobernador Romney ha prometido que en su primer día el tomaría medidas que le costarían a las personas mayores $11.000 dólares más en gastos de sus propios bolsillos en gastos médicos y significaría el desmantelamiento de acceso a los planes de la familia para 224 mil jóvenes adultos en la Florida solamente.

De acuerdo con una reciente encuesta de Latino Decisions hay una "brecha de género" entre Hispanos, donde el 78 por ciento de las latinas dicen confiar mas en los demócratas que en los republicanos cuando se trata de quien tomara las decisiones correctas cuando en políticas que le afectan a las mujeres. Esto no es sorprendente, tras la promesa del gobernador Romney de derogar a Obamacare lo cual haría menos probable que 1,5 millones de mujeres sin seguro médico en la Florida puedan obtener un seguro de salud. También 2,5 millones de mujeres en Florida perderían la garantía de acceso a los servicios preventivos, incluyendo mamografías, pruebas de Papanicolaou y la atención prenatal y postnatal. Obamacare le ha ayudado a las mujeres obtener cobertura a pesar de sus condiciones "pre-existentes" relacionados con el género tales como el cáncer del seno y la diabetes, que existen en índices más altos entre las mujeres latinas.

Mientras que los dos candidatos presidenciales difieren sobre si una economía fuerte viene de arriba hacia abajo o desde el centro hacia fuera, ellos también están en desacuerdo sobre nuestra obligación a los más vulnerables, incluyendo a los pobres y a los discapacitados. Los republicanos proponen recortes tan profundos en programas como cupones de alimentos y Medicaid, que un grupo de monjas católicas han reclamado que su presupuesto es fundamentalmente inmoral. La hermana Simone Campbell, quien dirigió el tour por autobús llamado "Monjas en el bus" por la justicia social a principios de este año, nos dice que el plan Romney-Ryan ofrece reducciones de impuestos para los más ricos entre nosotros mientras que le da las espaldas a los pobres y que no pasa la prueba básica de la conciencia moral y la decencia.

Es evidente que los latinos de Florida, al igual que los latinos de todo el país, están prestando atención a esta gran diferencia entre los valores y las visiones de los candidatos. La última encuesta semanal de Latino Decisions muestra al Presidente Obama teniendo la ventaja sobre el gobernador Romney al nivel nacional teniendo 67 por ciento de apoyo contra el 23 por ciento de apoyo entre los votantes Latinos registrados. Como el grupo demográfico con el crecimiento más rápido de la nación, los latinos tienen una gran voz, y no sólo en los resultados electorales, sino también en la formación y la restauración de nuestro sueño americano. Esta es la elección de los valores, y no un concurso de personalidad, lo que explica por qué la gran mayoría de los latinos se inclinan por los demócratas en el otoño, y por qué los latinos de todo el país están empujando a Washington a que reinvierta en la educación, las oportunidades, y en una economía que funcione para todos los estadounidenses y no sólo para unos cuantos.

También en HuffPost Voces:

Loading Slideshow...
  • Nevada

    En Nevada hay 181,850 votantes latinos potenciales.

  • Virginia -

    Virginia tiene 200,900 votantes latinos potenciales.

  • Nuevo México

    Nuevo México tiene 202,650 votantes latinos potenciales.

  • Georgia

    Georgia tiene 208,200 votantes latinos potenciales.

  • Colorado

    Colorado tiene 242,750 votantes latinos potenciales.

  • Arizona

    Arizona tiene 575,300 votantes latinos potenciales.

  • Florida

    Florida tiene 1'348,400 votantes latinos potenciales.

  • Nueva York

    Nueva York tiene 1'487,600 votantes latinos potenciales.

  • Texas

    Texas tiene 3'034,600 votantes latinos potenciales.

  • California

    California tiene 4'496,500 votantes latinos potenciales.

¿Te pareció interesante este blog?
Mira qué opinan otros y deja tu comentario aquí

Tom Perriello es ex-Congresista y actual Presidente del Center for American Progress Action Fund. Vanessa Cardénas es Directora de Progress 2050, un proyecto del Center for American Progress Action Fund.

 
SIGUE VOCES