Luis Montes Brito

Recibir actualizaciones de Luis Montes Brito
 

Ilusión del voto en el exterior a tres meses del cierre del padrón electoral

Publicado: 03/05/2013 12:59

El cierre del padrón electoral señalado para el voto en el exterior será el 5 de agosto. La tan anunciada ley del voto en el exterior enfrentará entonces su realidad: una reducida cantidad de salvadoreños en el exterior logrará obtener su DUI y por ende, quedarán como siempre, marginados de ejercer su derecho al sufragio.

Las instituciones estatales siguen más preocupados por hacer pompa con la noticia que por honrarles el derecho a sus compatriotas. Desde el presidente de la república, pasando por ministros, funcionarios y diputados hacen alarde de que ya se puede votar en el exterior. Mientras tanto, miles de llamadas siguen siendo rechazadas por el call center creado supuestamente para la atención de la diáspora, alegando lo que han dicho desde el inicio "sobredemanda". Cabe preguntarse, ¿acaso esta sobredemanda no es un síntoma fehaciente del interés de los migrantes para votar que merezca ser atendido adecuadamente?

Al observar lo apretado de las encuestas en el escenario político salvadoreño es evidente que los tres principlaes candidatos prácticamente reflejan un empate técnico. Muy atrás un cuarto candidato que a menos que haya una sorpresa su partido hará debut y despedida en las elecciones de 2014. Obviamente para los partidos es menos difícil manejar sus campañas dentro del país, ya sea por extensión territorial, por conocimiento científico y empírico de la preferencia de los votantes y por supuesto por el clientelismo político.

El perfil del votante en el exterior es el de un elector de mayor conciencia, menos vulnerable a regalías, chantajes o represalias, con más acceso a diferentes medios de comunicación, muchos de ellos realmente independientes, menos susceptibles a mensajes emotivos, con una apreciación coyuntural basada en la información de medios internacionales, en el testimonio de sus familiares y por los escasos servicios que reciben de su gobierno. De allí el temor de las cúpulas partidarias de los partidos tradicionales a garantizarles en la práctica el voto a los salvadoreños en el exterior, quedándose en un nivel meramente de discurso político.

Cuando restan solamente tres meses para el cierre del padrón electoral, el promedio efectivo diario de entrega de DUIs se reduce únicamente a dos por consulado. El desinterés estatal por honrar el derecho al voto es claro y lo que se observa en cambio es un real interés en obstaculizarlo. Los mismos funcionarios que hoy boicotean la agilidad de emisión de DUIs son los mismos que aparecerán en el futuro haciendo cálculos amañados de lo pobre de la votación en el exterior y del "escandaloso" costo por voto emitido.

En el exterior la campaña ya se deja sentir. El FMLN envió a su candidato a vicepresidente a hacer campaña, para lo cual fue apoyado descaradamente por personal de la embajada y de los consulados en cuanto a contactos, convocatorias y logística. La imparcialidad del gobierno no existe. ARENA cuyo Octavo sector se derrumba a pasos agigantados producto de la prepotencia, falta de interés y decepción causada por el utilitarismo con que los dirigentes a cargo tratan a sus colaboradores y por el tradicional amiguismo con que se manejan las cosas, ha realizado varias comitivas con estrepitosos resultados. Sin lugar a dudas, ARENA ha retrocedido un gran trecho en su trabajo con la diáspora. El Movimiento UNIDAD que en corto tiempo ha logrado conformar directivas en varios estados de la nación estadounidense, ha inaugurado también un número importante de casas sedes, sorprendiendo a propios y extraños con su despliegue. Ciertamente su trabajo en el exterior es menos difícil que el de sus contendientes, debido al carisma de su candidato Tony Saca y a los lazos cercanos que éste cultivó cuando fue presidente, lo cual la diáspora tienen muy presente, dando un poderoso impulso a su mensaje y sus propuestas.

Sin duda la votación 2014 de salvadoreños en el exterior servirá más que todo como una prueba piloto para que en el futuro cuando realmente se otorguen todas las prerrogativas para el ejercicio del sufragio, la experiencia actual abone a mejorar la logística y la seguridad del respeto de la voluntad expresada en las urnas por la diáspora.

 

Seguir a Luis Montes Brito en Twitter: www.twitter.com/@luismontesbrit

SIGUE VOCES