Jenny Patrizia

Recibir actualizaciones de Jenny Patrizia
 

Dieta para reducir el dolor menstrual y la inflamación

Publicado: 04/02/2013 12:50

Dolor Periodo

dolor periodo

¿Qué mujer no ha sufrido síntomas de náuseas, diarrea, calambres en el vientre y dolores de cabeza durante su período? Nada divertido, lo sé. ¿Pero sabías que para la mayoría de las mujeres, el dolor menstrual no es un problema? Tampoco lo tiene que ser para ti. Una dieta bien balanceada y ciertos suplementos te ayudarán a reducir el dolor menstrual y la inflamación.

Sí. Me leíste bien. Una dieta bien equilibrada puede reducir los calambres. Estos son algunos cambios que puedes hacer en tu dieta:

  1. Comer alimentos ricos en calcio y almendras.
  2. Comer carnes rojas menos a menudo.
  3. Dejar de comer los alimentos refinados porque pueden empeorar los dolores menstruales.
  4. Evitar comer la comida chatarra.
  5. Evita los desencadenantes, como la nicotina, el alcohol y la cafeína.
  6. ¡Bebe! Las mujeres deben beber al menos seis vasos de agua todos los días.
  7. Las hierbas como hamamelis (Witch hazel), la cúrcuma, el aceite de onagra, la corteza del calambre y el Cohosh negro han sido relacionados con la redución de los dolores mentruales. Ahora, si tienes alguna condición médica o estás tomando ciertos medicamentos, te recomiendo que consultes a tu médico antes de usar cualquiera de estas hierbas.

Si tienes problemas para seguir una dieta saludable, existen ciertos suplementos también que pueden reducir el dolor menstrual. Estos suplementos son:

  • Los suplementos de aceite de pescado
  • Citrato de calcio
  • La vitamina D en tabletas
  • Vitamina E

JUGO PARA REDUCIR DOLORES MENSTRUALES Y DESINFLAMAR EL VIENTRE:

Hojas de laurel (4 ó 5)
Rajitas de canela
Miel de abeja
1 vaso de agua pura
Una cucharada de linaza
Jugo de piña, natural

Hervir el agua, agregar laurel y canela. Apagar y dejar reposar 5 minutos. Agregar miel y beber lo más caliente que se pueda.

ADEMÁS:

Loading Slideshow...
  • <em>Por Yined Ramírez-Hendrix</em><br /><br />Si llevas años utilizando métodos anticonceptivos, puede ser que pongas en duda tu fertilidad. Diferentes investigaciones prueban que tu estilo de vida puede influenciar positivamente tus posibilidades.

  • Pésate

    El estar en un peso saludable (con un índice de masa corporal entre 18.5 y 25) reduce el tiempo en lo que puedas salir embarazada, de acuerdo a un estudio en "Fertility and Sterility". Por cada número sobre 29 de IMC en una mujer, las posibilidades de quedar embarazada se reducen un 4%. El estar bajo peso también afecta la concepción, aumenta el riesgo de aborto y parto prematuro, según el especialista en fertilidad el doctor Mark Perloe.

  • Evita las grasas "malas"

    Las mujeres que consumen niveles bajos de grasas trans y azúcar y más cantidades de proteína vegetal son más fértiles, establece un estudio de la Escuela de Salud Pública de Harvard. En una investigación, el obtener el 2% del total de las calorías de fuentes grasas trans dobla el riesgo de tener problemas de fertilidad relacionados a la ovulación.

  • Duerme bien

    Muy poco sueño provoca bajos niveles de la hormona leptina, y esta baja podría hacer que el cerebro suspenda funciones no esenciales como la ovulación.

  • Cuidado con tu lubricante

    Estudios demuestran que los lubricantes con base de agua pueden dañar la esperma y dificultarles el nadar. La Sociedad de Medicina Reproductiva Americana recomienda utilizar aceite mineral o canola, o un lubricante que no afecte el pH como Pre-Seed Personal Lubricant.

  • ¡Relájate!

    Mientras más estresadas las mujeres, menos posibilidades de concebir. Trata de remover los factores estresantes de tu vida o prueba con meditación y yoga, ambos han demostrado aumentar las posibilidades de embarazos.


Loading Slideshow...
  • Síntoma número 1

    <strong>Por <em>Sasha Emmons</em> de <a href="http://www.parenting.com/">Parenting.com</a></strong> Ponerte el brasier esta mañana fue una verdadera tortura. Y es tu imaginación o ¿tu busto está un poco más grande? Sentir tus senos suaves y pesados, tener las aureolas de los pezones más oscuras y las venas más saltadas en tus pechos pueden ser los primeros signos de que estás embarazada. Usa tu brasier más firme y cómodo -incluso para dormir si te hace falta- para aliviar las molestias.

  • Síntoma número 2

    No acabaste siquiera una página del libro que estás leyendo cuando caiste dormida. Si estás repentinamente cansada, puede ser una indicación del aumento hormonal en tu cuerpo. Para muchas mujeres la fatiga persiste durante el primer trimestre, pero decrece en el segundo.

  • Síntoma número 3

    La mayoría de las mujeres embarazadas empiezan a sentir los malestares a las 6 semanas aproximadamente, pero algunas pueden sentir molestias mañaneras, al despertar o las cuales, desafortunadamente, pueden sentirse mañana, tarde y noche. Lo más seguro es que desaparecerán al entrar al segundo trimestre. Mientras, trata de comer alimentos que estabilicen tu estómago como galletas.

  • Síntoma número 4

    Si de repente eres incapaz dormir de corrido una noche sin tener que visitar el baño, podría ser una señal. Durante el embarazo tu cuerpo produce más fluidos de lo normal, por lo que tu vejiga trabaja horas extras y a ti te hará ir al baño de manera frecuente.

  • Síntoma número 5

    Otros síntomas de embarazo pueden ser los dolores de cabeza, como resultado del cambio hormonal. Solamente si en efecto estás embarazada, toma acetaminofén en lugar de ibuprofeno para calmar el dolor. Sin embargo siempre es necesario consultar a tu doctor.

  • Síntoma número 6

    ¿Tu espalda baja está resentida? Si normalmente no tienes dolor de espalda, podría significar que tus ligamentos se están distendiendo. Lamento decirlo, pero esto podría continuar a lo largo de todo el embarazo conforme vas aumentando de peso y tu centro de gravedad corporal va cambiando, por lo que tu postura también cambiará incomodándote.

  • Síntoma número 7

    ¿Son síntomas pre-menstruales o embarazo? Es difícil decir, pero si te estás sintiendo irritada, molesta, podría ser el útero que se está ensanchando para la llegada del bebé.

  • Síntoma número 8

    De repente no puedes dejar de tomar jugo. O tal vez ahora el pescado te da nauseas. Si notas cambios o problemas con la comida que antes no tenías, pueden ser una reacción de tu cuerpo diciéndote que estás embarazada.

  • Síntoma número 9

    Jurarías que entrabas en tus pantalones entallados la semana pasada. Si te estás sintiendo un poco hinchada o regordeta, puede ser a causa del aumento de progesterona por el embarazo, lo que disminuye la actividad de tu sistema digestivo.

  • Síntoma número 10

    ¿Desataste la 3ra Guerra Mundial con tu marido porque no puso los calcetines en su lugar? ¿Te enojas por cualquier cosa? Si te estás sintiendo un poco hormonal podría ser porque tu cuerpo se está acostumbrando a la nueva cantidad de hormonas. Asegúrale a tu marido que el subi-baja de temperamento, eventualmente, pasará.

  • Síntoma número 11

    Si has estado tratando de quedar embarazada, tal vez has marcado tu temperatura corporal en el punto de ovulación. Por lo general, tu temperatura corporal se eleva desde la ovulación hasta que empieza la regla, dos semanas después. Si continúa elevada después de esas dos semanas, puede ser porque estás embarazada.

  • Síntoma número 12

    Si la basura de tu casa puede hacerte vomitar, lo mejor será que alguien más se ocupe de ella. Si te dan asco ciertos olores o te has vuelto muy susceptible a ciertos aromas, puede ser que tengas ya un pastelito cocinándose en el horno.

  • Síntoma número 13

    Este es el típico síntoma que usan en las películas para dar a entender que hay embarazo, pero no deja de ser verdad. El nivel bajo de azúcar en la sangre o la presión baja pueden provocar mareos repentinos. Asegúrate de comer bien y de mantenerte bien hidratada.

  • Síntoma número 14

    ¡Caray! ¡Ya te llegó la regla!, ¿o no? Si fue mucho más ligera de lo normal y algunos días antes de lo esperado, de hecho podrías estar experimentando un sangrado de implantación, que sucede cuando el óvulo fertilizado se adhiere a la pared del útero y provoca un leve sangrado.

  • Síntoma número 15

    Muchos de los primeros síntomas del embarazo y los síntomas premenstruales son los mismos. ¿Cómo los distingues? La señal más evidente sin lugar a dudas es cuando no te baja la regla. Si tu ciclo es normalmente regular y se retrasa, lo mejor es que corras por una prueba a la farmacia.

  • Síntoma número 16

    No estarás segura si ya eres una futura mamá hasta que no te hagas una prueba de marcador de orina. Si sale negativa, pero aún no tienes la regla, puede ser simplemente que es muy pronto para que la prueba detecte el embarazo. Espera unos días y realiza la prueba otra vez. Y si es positivo ¡muchas felicidades!

 

Seguir a Jenny Patrizia en Twitter: www.twitter.com/@JennyPatrizia

SIGUE VOCES