Más

Cesar Leo Marcus

Recibir actualizaciones de Cesar Leo Marcus
 

Baby versus Gangnam Style

Publicado: 06/12/2012 08:17

justin bieber

El joven cantante Justin Bieber con su canción Baby tenía la corona del video mas visto en YouTube con casi 804 millones de reproducciones, pero el surcoreano PSY de 34 años, cuyo nombre real es Park Jae, con su video del famoso "paso del caballo" logro las 806 millones de reproducciones, ocupando el primer lugar.

Es decir que mas del 40% de los dos mil millones de internautas que hay en el mundo han visto uno u otro video, o si lo queremos poner en perspectiva, para tener idea clara de cuantas personas vieron estos videos, podemos decir que Europa en conjunto esta habitada por 737 millones de personas y los habitantes de toda Latinoamérica no llegan a los 600 millones...

El artista coreano PSY ha conseguido hacerse un lugar muy importante en el mundo de la música, espacio que buscaba desde hace varios años tras grabar seis discos, que nunca cruzaron las fronteras de su país, en cambio Justin Bieber fue descubierto por un cazatalentos en 2008 a través de YouTube, ahora ambos se han masificado gracias a la red.

Las historias que cuentan ambas canciones no son muy novedosas, PSY en Gangnam Style, es un joven de origen humilde que conoce a una chica de clase alta que vive en el barrio rico de Gangnam en Seúl y Justin Bieber en Baby tiene una relación de amor y desamor con una joven a la que le entrega su corazón. Miguel Aceves Mejía, Carlos Gardel y Frank Sinatra cantaban, en el siglo pasado, las mismas temáticas en forma de boleros, tangos y baladas pero el problema es que no existía YouTube.

El poder de la gente
Los primeros años del siglo XXI serán recordados, entre otras cosas, por el gran auge de los medios de comunicación. La explosión de las sociedades mediáticas multiplicaron las voces del periodismo, con la particularidad que los periodistas de profesión somos una parte ínfima de estos medios tecnológicos de comunicación, que están superpoblados por periodista "de hecho" que son los observadores de la cotidianidad, compartiendo la realidad de acuerdo a su entorno.

Es la noticia vivida y relatada por sus protagonistas la que invade los medios, las redes sociales, y hasta los informativos de la TV, que levantan estas noticias, muchas veces sin verificar su autenticidad. La sociedad mediática transformo el mundo en una vecindad, donde todos espiamos por las ventanas o escuchamos a través de las de las paredes de los vecinos, donde todo es verdad, simplemente porque esta en internet. La tecnología y la explosión demográfica han significado un factor determinate en el desarrollo de este nuevo periodismo, el crecimiento de la población mundial, que pasó de 3.000 millones de personas a principios de los '60, a los 7.000 millones actuales, desbordo las expectativas.

Cuando veo el interés de algunos gobiernos seudo-democráticos por cerrar algunos medios de comunicación o controlar la venta de papel para periódicos, comprendo que aun no cruzaron la barrera del tiempo, no comprenden que en Egipto, Libia o Siria los medios están súper controlados, pero la realidad ahora ingresa por satélite y a alta velocidad, la realidad es inalámbrica, la realidad es incontrolable.

Las imágenes recorren miles de kilómetros en segundos, cambiando las ideas que la población tenia de la otra parte del mundo. Los desocupados (que en el siglo pasado eran apartados de la sociedad) ahora se comunican vía redes sociales y salen a la calle ordenadamente con elementos de cocina, (ollas, tapas, cucharas) que golpean, incluso en países como Egipto, Yemen, Libia, Siria, donde el 20% y el 30% de la población de cada país esta desocupada, con un porcentaje del 60% entre los menores de 35 años, donde la falta de expectativas de una vida decente para la juventud fue el detonante mayor. También ha ocurrido en países del Mercado Común Europeo, donde los españoles, portugueses, griego e ingleses se auto convocaron vía internet para llenar las calles con protestas pasivas o no tanto.

El gran negocio de la información
"Veo helicópteros americanos bajando cerca de mi casa, algo esta pasando", escribió un medico paquistaní en Twitter el 2 de mayo del 2011. En mi época la primicia del ataque a la fortaleza de Ben Laden hubiera hecho rico a cualquier periodista, hoy un ciudadano común informa la noticia del año desde el patio de su casa.

El nuevo sistema informativo desnuda una tendencia creciente, tomar una noticia y repetirla en la red, esto se llama información viral, donde el público no sólo adquiere información, también adquiere pensamiento. La híper información no le permite pensar en profundidad si está bien o está mal lo que lee o escucha, solo adopta la opinión de los blogueros o periodistas virtuales, quienes supuestamente tienen el tiempo y el conocimiento para procesar los datos, formarse una opinión y transmitirla con eficacia.

Este es el periodismo del contestador automático, que genera, el periodismo demagógico. Donde quien escribe en la red inclina sus ideas hacia donde el público quiere, así tiene muchos seguidores y sube la publicidad en su página web. "Sin querer queriendo" diría el Chavo, el periodista va girando su posición para ser complaciente con su audiencia y hasta sus seguidores lo convierten en un referente social, en un predicador electrónico y en un demagogo mediático.

Pero un periodista que no dice la verdad, sino lo que el público quiere escuchar, practica una especie de "clientelismo periodístico". En ese punto el periodista complaciente no esta muy lejos de ser un corrupto periodista, esto ocurre cuando la investigación de la verdad esta por convertirse en denuncia, y puede perjudicar algún ministro, diputado, concejal o narcotraficante, entonces aparece un sobre por debajo la puerta, y la verdad fue vendida por unos (pocos o muchos) dólares.

El negocio tras el teclado
Siempre le digo a mis alumnos: "Té ira muy mal si le intentas vender hielo a los esquimales o petróleo a los árabes, pero té ira muy bien si le vendes petróleo con que calentarse a los esquimales o hielo con que enfriarse a los árabes... porque cada producto tiene un cliente esperándolo y cada cliente espera el producto que necesita... por eso para comenzar un negocio virtual no es importante el dinero sino la creatividad como factor determinante".

El fenómeno PSY confirma esta regla... Como ya vimos Internet constituye una de los mayores motores de crecimiento económico en el mundo, un universo del cual todavía no hemos logrado divisar los límites; 2000 millones de internautas recorren la red continuamente, que en los últimos diez años a aumentado en cuarenta veces su tamaño, es decir que cualquier negocio virtual que entre al mercado, tiene grandes posibilidades de triunfar.

Por otra parte, en plena crisis económica mundial, el volumen de ventas en Internet se incrementaron alrededor de un 73.4% en los últimos años, las principales causas de este incremento fue la popularidad que ha ganado el universo digital, es decir que usando la estrategia acertada y valiéndose de las herramientas adecuadas pueden surgir nuevos PSY todos los días, no solo en la música, sino en negocios virtuales que permitan acceder a múltiples mercados de manera simultánea.

Por ejemplo una empresa que ofrece servicios y/o productos de calidad, fácilmente tendrá acceso al mercado global, pero si estudia la red accederá a múltiples nichos en diversos mercados en varios puntos del planeta, y gracias a la conectividad encontrara el cliente que busca su producto e incluso, podrá desarrollar nuevos productos o servicios especiales para estos clientes, encontrando un nicho con millones de personas que esperaban su producto... exactamente como le paso a PSY...

 
SIGUE VOCES