Annietere R. Bonnet y Lizza Marie Rivera

Recibir actualizaciones de Annietere R. Bonnet y Lizza Marie Rivera
 

Controversia: ¿Project Runway promueve la discriminación?

Publicado: 29/08/2012 15:49

discrimenprojetrunway

Como parte de una rutina dominguera en la que al final del día me complazco al tomar un descanso, y sintonizar lo que considero "lo mejor de la televisión", quedé indignada al ver el más reciente capítulo de "Project Runway" en el que, sin ninguna censura por parte de los productores, se observa a uno de los diseñadores participantes haciendo su agosto a la hora de insultar y humillar a unas de las modelos invitadas al show.

¡No podía creer lo que estaba viendo y escuchando! ¿Cómo un programa que como reto se proponía a realizar un cambio de imagen digno de la moda a mujeres reales se convirtió en uno de burla y ofensa?

Bajo el título "Ayuda a mi amigo" (Fix My Friend), el episodio seis de esta décima temporada presentó como modelos/clientes a féminas que habían sido nominadas por sus amigos. Un show que prometía ser distinto y atractivo para los millones de mujeres reales que seguimos la moda, se convirtió en lo que podemos catalogar como repudiable. Sí, repudiable fue ver cómo Terri Herlihy no pudo más e irrumpió en llanto por el acoso que estaba siendo objeto de parte del diseñador Ven Budhu, quien en vez de concentrarse en diseñarle un vestido apropiado para su figura, se ensañó con su modelo dirigiéndose hacia ella con palabras denigrantes basadas en su peso y edad.

"Fui degradada por ser talla grande", confesó Terri sobre su desagradable experiencia. "Todo el mundo vio a este hombre tratando de ponerme cinturones que se habían hecho para Twiggy. "Me quedé horrorizada al darme cuenta de que mis hijas, a quienes siempre trato de enseñarles a respetar a los demás, tuvieran que ver cómo su madre era humillada. Estoy arrepentida de mi decisión de hacer el show", manifestó esta madre de 36 años, quien viste talla 10.

¡Qué irónico!, pensé. ¿Este es el mismo show de Tim Gunn?, me cuestioné de inmediato al recordar cómo el mismísimo Gunn declaró a principios de este año - en una entrevista realizada por la revista Marie Claire - lo desatendido que estaba la moda de talla plus. "¿Han visto los departamentos de tallas grandes en las tiendas? Realmente horribles. Quien sea que diseñe las tallas grandes no está comprendiendo el mercado. No pueden estirar una pieza de talla 8 a tallas más grandes, es necesario rediseñarlas y adaptarlas a la figura del cliente", aseguró Tim en esa ocasión, comentario que tengo que confesarles lo sentí como un apoyo a las que vestimos moda plus.

Pero, ¿cómo este gurú de moda permite que en su propio show se ofenda a estas mujeres reales que él una vez defendió? ¿Están saboteando los productores de "Project Runway" la postura de Tim Gunn, o es el propio mentor quien esta estropeando sus propias declaraciones, en las que además aseguró que había estado hablando con diseñadores para mejorar el mercado de ropa plus en la industria de la moda?

"Algunos diseñadores han mostrado interés, pero muchos dicen que no quieren que una mujer talla 10 o más use sus creaciones. ¡Qué vergüenza! Eso no es realista. Necesitamos que se identifiquen con mujeres reales. El mercado de la moda a nivel mundial no es comprensivo, no se piensa en todas las mujeres", manifestó Gunn, reconocido por su labor como director creativo de la línea Liz Claiborne y quien públicamente ha manifestado que está considerando su propia línea de ropa en talla grande. "Quiero ser parte de la solución y apoyar a todos aquellos que sí diseñen para todas las tallas".

¿Es esto una doble moral que estos expertos utilizan con el simple hecho de comercializar? Sin embargo, lo más irónico es que el propio Budhu, el diseñador ofensor, es una persona con un visible sobrepeso, pero aunque para el ojo de los críticos él también pudiera ser excluido de la industria por su obesidad, éste no creó conciencia, y continuó insultando a su modelo a través de su cuenta de Twitter teniendo que retractarse, y ofrecer una disculpa manifestando que "mis observaciones fueron no intencionales".

Sin querer ser abogada del diablo, creo que la acción de Budhu pudo ser basada en su propia frustración al no poseer el talento y la diversidad como creativo para lograr un producto final apropiado, y favorecedor para su clienta ya que en la pasarela evaluadora pudimos observar cómo el modista, en vez de resaltar las curvas de su cliente, acentuó su voluptuosidad. Un problema grande que está viéndose frecuentemente en la industria de la moda.

Si bien ahora muchos quieren entrar en el negocio de fabricar ropa plus, son muy pocos los que realmente conocen a la mujer de talla grande y que con sus diseños favorecen estas siluetas. La mayoría, como dice Tim Gunn, creen que el sólo hecho de echar pulgadas a un patrón van a lograr ropa apropiada para el consumidor grande. De ese pensamiento equívoco vienen los fracasos en esta industria que dentro de sus currículos y pasarelas, tienen que integrar a gente real para no limitarse a diseñar para maniquís sin talla que hasta "envueltas en una sabana", como decía mi abuela, se ven bien.

No importa la talla que poseamos, lo cierto es que todos queremos vernos mejor a la hora de vestirnos, razón por la que programas como "Project Runway" gozan de una alta audiencia ya que este tipo de reality, entendemos, está dirigido en su mayoría a mujeres que lo utilizan como asesoramiento personal o a aspirantes a diseñadores. Pero situaciones como éstas nos llevan a pensar, ¿qué características vemos últimamente a los supuestos fashionistas que han invadido la pantalla chica y a quienes este poco ético diseñador está emulando?

Vemos cómo estos asesores y críticos de moda han creado posiciones privilegiadas en los medios, en su mayoría, sin ningún tipo de experiencia o trayectoria dentro del mercado de la moda. Muchos de ellos por tener su minuto de fama hablan como el papagayo careciendo de fundamentos o estadísticas que avalen sus comentarios por lo que tienen que utilizar la muletilla de agredir verbalmente para intentar destacar sus posturas, y llegando a ser irresponsables al presentar de manera tan gráfica su discrimen, y devaluando autoestimas. Es triste ver cómo celebridades tienen que dar su mejor sonrisa ante estos inescrupulosos que desconocen los fundamentos básicos de su oficio.

Lo positivo de esta situación, en particular, es el apoyo a Herlihy. Apoyo que ha creado una gran controversia mediática llevando a muchos a abrir páginas en las redes sociales como Facebook, con las que se pretende llamar la atención sobre el acoso y tratar de evitar que otras mujeres se sientan discriminadas debido a su talla de ropa. "Humillar una mujer por su tamaño es bajo y poco profesional. No todas las mujeres están destinadas a ser de la misma talla. Como diseñador he hecho ropa del 0-26 y más grande. ¡Sin importar su tamaño, cada mujer desea ocultar lo que ellas creen sus defectos!", dijo Jacquie Barbavian en una de las páginas dentro del Internet. Mientras, que Analise Whitlock fue más drástica al escribir, "¡Este diseñador debe ser castigado! Voy a comenzar un boicot para que la gente sepa la verdad sobre este show".

Aunque no patrocino el boicot, como esta usuaria de las redes sociales, sí creo que tenemos que crearle conciencia a los productores de estos programas haciéndonos notar para que de alguna manera u otra comencemos a detener este tipo de práctica de los "creativos" que tienen que recurrir al morbo y la burla para conseguir un número en los rankings. ¿Piensan ellos el daño, quizás permanente, que pueda estas acciones causarle a sus víctimas, su familia, y a las personas que se sientan identificadas?

"Espero que más mujeres aprendan a llevar su cabeza en alto en sus figuras de talla grande y que menos adolescentes y pre-adolescentes se sienten que la ropa de un diseñador crea quiénes son. La insensibilidad me ha causado un gran dolor", concluyó Terri Herlihy, quien a pesar de su disgusto se siente agradecida de otros pasados competidores de "Project Runway" como Michael Costello y Suede, quines le hayan ofrecido diseñarle a su medida.

Esta no es la primera vez que "Project Runway" se ve involucrado en este tipo de debates ya que el programa muchas veces ha sido señalado por los verdaderos conocedores, por su mal gusto y la ineptitud de sus concursantes. ¿El resultado? La mayoría de los ganadores de este reality han quedado en el olvido al no poder conquistar un sitial importante en la industria que representan.

Para concluir, les dejo una interrogante de la propia Herlihy que invita a reflexionar "¿Por qué la mujer promedio se compara con modelos de pasarela?", pregunta que probablemente lleve a lo que muchas veces hemos recalcado y seguiremos reiterando, consiente o inconscientemente somos nosotros mismos los que nos discriminamos. No podemos dejar que la sociedad siga dañando mentalidades de niños que son ofendidos en sus planteles escolares, de adultos porque no cumplimos con los patrones generalizados, o de seres humanos que practican estilos de vidas no tradicionales. ¡Alto, la burla tiene que parar!

Ve el video:

Más sobre Real People en Facebook │ Twitter: @annietere, @lizzabonnet

 
SIGUE VOCES