Huffpost Voces
Mandy Fridmann Headshot

María Antonieta Collins: le decretaron 'muerte laboral' y ella escribió el libro '¿Muerta?, ¡Pero de risa!'

Publicado: Actualizado:
MAC
Cortesia Blanca Telleria

Dice que le decretaron muerte laborar… Pero aquí está vivita, coleando, de regreso en lo que ella llama “su casa”, Univision, haciendo noticias que es lo que más ama, luciendo cuerpazo y con su noveno libro: “¿Muerta?... ¡Pero de risa!”. Ella es María Antonieta Collins y tiene mucho para contarte.

“No hablo ni de hombres, ni mujeres, ni de nombre, ni apellido porque del proceso fue perdonar. A mí me decretaron la muerte laboral… ‘Qué lástima que la mejor reportera acabó su carrera por una mala decisión’, dijo esa persona”, comienza contando en exclusiva MAC a Huffington Post.

Quien lo dijo era un alto ejecutivo de Univision en referencia al cambio de la periodista y escritora mexicana a Telemundo para conducir “Cada Día, con María Antonieta Collins”, un show matutino. Su decisión de cambio tenía más que ver con el amor que con la profesión.

Su entonces esposo, Fabio Fajardo le había pedido que cambiara, que necesitaba a su esposa en casa. María Antonieta de lunes a viernes hacía sus historias de investigación y los fines de semana conducía el noticiero. Ante la opción de tener su propio show, en las mañanas y de lunes a viernes, MAC lo aceptó. Sin imaginar que meses después su esposo iba a fallecer víctima de cáncer y que ella iba a extrañar tanto las noticias.

Pero ese día que le “decretaron la muerte laboral”, María Antonieta nos cuenta que el mundo se le vino abajo. “Recuerdo que ese fue uno de los días más terribles de mi vida, me hinqué ante mi cama, lloré y dije ‘No puede ser Dios mío que yo esté muerta, no puede ser que yo tenga 57 años y esté muerta y me vayan a enterrar a los 70… Lo único que sé hacer es escribir, mi trabajo es ser periodista’”, dice y lo recuerda con angustia.

Pero luego de ponerse un plazo para su propio duelo, María Antonieta Collins tomó una vez más las riendas de su vida:

“Yo decidí que no me iba a morir, por eso es que 5 años después saco este libro ‘¿Muerta?, pero de la risa’ porque decidí reírme y este no es un libro de revanchas, es un libro de perdón y de construirme para volver y lo más maravilloso para mí es que quienes me dan trabajo son Daniel Coronel e Isaac Lee [ejecutivos de noticias Univision] que no me conocían. No les importó que era una mujer de 59 años cuando me recontratan para Univision. Cuando otros se van a esa edad, ellos me trajeron a la vida laboral”, MAC estaba de regreso.

El momento en que le decretaron “la muerte” no fue fácil: “Tenía mucho miedo porque había que pagar el gasto, la comida, la vida, por suerte nunca fui una persona de… Empecé a dar conferencias, tuve sponsors generosísimos, amigas en agencia de publicidad que me ayudaron. Mi maquillista Catriel siempre me decía, ‘Yo no sé pero sueño con el día que entres por la puerta de Univision’ y tres años después sucedió ese día”, dice María Antonieta.

Y tuvo amigos que la ayudaron a volver a su casa: “Emilio Estefan jugó un gran papel porque habló con César Conde [presidente de Univision en esa época], que habló con Isaac Lee y dentro de la cadena había gente como Jorge Ramos, María Elena Salinas. Todos los amigos estuvieron ahí y por eso este libro es un homenaje a los grandes amigos, de cómo reinventarse”, asegura.

Por eso el día que volvió a entrar a Univision será, para ella, un día que jamás olvidará:

“Ese fue uno de los días más grandes, el día que yo me muera eso tiene que irse conmigo, es el día que yo me volví a sentar en ese desk junto a Jorge Ramos y María Elena Salinas como Senior Special Corresponder. Cuando llegué a presentar mi primera historia que fue en ‘Aquí y Ahora’, Jorge dijo tres palabras que son con las que me voy a acordar el resto de mi vida: ‘Ya era hora’… Jamás podré dejar de darle las gracias por ese momento y cuando terminó el noticiero todo el mundo estaba aplaudiendo… Salió Daniel Coronel de la oficina y no nos conocíamos físicamente y me dijo ‘Yo no sé si tú y yo después de esto tenemos trabajo, pero sí te quiero decir que en este noticiero nunca más va a haber una injusticia’. Con esas frases me voy a quedar toda mi vida”.

Y desde ese día María Antonieta Collins dice que siente que regresó a su casa:

“Yo no tengo otra casa que Univision. Desde 1986 esta ha sido mi casa, soy tan feliz ahí, mi familia es la gente con la que todos los días convivo, ellos son mis mejores amigos. Ahora que estoy con el libro y que todos me ven en esta etapa no sabes el apoyo tan grande, estoy segura que he hecho la mejor decisión de mi vida. Mucha gente dice que el mejor momento de sus vidas es cuando nacen sus hijos o se casan, para mí el mejor momento de mi vida fueron esas palabras de Jorge Ramos ‘Ya era hora que volviera’”, confiesa.

Y pese a que no olvida que alguna vez alguien le decretó la muerte laboral, ella tiene un mensaje para esa persona:

“El que me hizo daño… Se burlaron de mí y dijeron que nunca iba a regresar a la televisión, ellos saben quiénes son, les tengo que dar las gracias porque las lágrimas, la tristeza, la indignación, las ofensas a mi persona y a mi familia se convirtieron en la gasolina que hizo a María Antonieta Collins revivir. No les guardo ningún rencor, todo lo contrario, para perdonar todos los días digo ‘Dios mío, gracias porque me permites ser quien soy hoy’ y en el fondo soy porque alguna vez alguien dijo, está muerta ella es historia”, concluye.

  • María Antonieta Collins
    Cortesía Blanca Tellería
  • María Antonieta Collins
    Cortesía Blanca Tellería
  • María Antonieta Collins
    Cortesía Blanca Tellería
  • María Antonieta Collins
    Cortesía Blanca Tellería
  • María Antonieta Collins
    Cortesía Blanca Tellería

En Internet

Univision News Names Veteran Journalist Maria Antonieta Collins ...

Maria Antonieta Collins Returns to Univision - TVNewser - Mediabistro

María Antonieta Collins: El más lindo de los negros

María Antonieta Collins: Tocada por un santo

María Antonieta Collins: ¡Lucy, alíviate pronto, por favor!

María Antonieta Collins: Qué roña dan los pícaros, ¿verdad?

Juan XXIII, el papa campesino que revolucionó la Iglesia