México, 19 sep (EFE).- El huracán "Manuel" tocará en las próximas horas tierra en el noroeste de México y se degradará a una "fuerte tormenta tropical" con potencial para generar lluvias intensas, dijeron hoy a Efe fuentes del Servicio Meteorológico Nacional (SMN).

"Se mantiene el potencial de lluvias", que podrán ser torrenciales, esto es mayores a 150 litros por metro cuadrado, sobre todo en estados como Sinaloa, Durango, Sonora, Nayarit y Chihuahua, explicó la meteoróloga Mónica Jiménez.

La experta prevé que alrededor de las 13.00 hora local (18.00 GMT) "Manuel" reingrese en territorio mexicano por el estado de Sinaloa y empiece un progresivo debilitamiento hasta convertirse en una tormenta tropical.

Esta mañana el SMN informó en un boletín que el huracán "Manuel", que tiene categoría 1 en la escala Saffir-Simpson de cinco niveles, se encuentra 25 kilómetros al noroeste de Altata y 145 kilómetros al sureste de Los Mochis, poblaciones ambas del estado de Sinaloa.

El organismo mantiene un índice de peligrosidad "fuerte" para el meteoro, que se encuentra "semiestacionario" con vientos de 120 kilómetros y rachas de 150 kilómetros.

La zona donde se pide atención extrema es la que va desde La Cruz hasta Huatabampito, en el estado de Sinaloa, ya que se espera que el meteoro se desplace pronto hacia el norte.

"Manuel", que desde el pasado fin de semana ha afectado varios estados del sur y del oeste de México, ha causado lluvias torrenciales en buena parte del país que, combinadas con las del también huracán "Ingrid", ya degradado, por la cuenca del Atlántico, han dejado al menos 80 muertos y más de 200.000 damnificados.

Por la localización del meteoro el Sistema Nacional de Protección Civil (Sinaproc) mantiene en alerta roja (peligro máximo) el centro y el norte de Sinaloa, y en nivel naranja (peligro alto) el resto de ese estado y el sur de la península de Baja California.

"Manuel" es el decimotercer ciclón tropical con nombre de la temporada 2013 en el Pacífico, donde antes que él se han formado los huracanes "Bárbara", "Cosme", "Dalila", "Erick", "Gil" y "Henriette", así como las tormentas tropicales "Alvin", "Flossie", "Ivo", "Juliette", "Kiko" y "Lorena".

Para la presente temporada se pronostican 19 ciclones tropicales con nombre en el Pacífico, entre ellos ocho huracanes moderados y cinco intensos.

Loading Slideshow...
  • Una imagen de archivo del 28 de agosto del 2005 divulgada por la Agencia Nacional Océanica y Atmosférica tomada con un sistema infrarrojo desde un satélite del huracán Katrina en el Golfo de México. (Foto AP/NOAA)

  • Sorprendente imagen de un gigantesco huracán en el Polo Norte de Saturno que tomó la sonda espacial Cassini de la NASA. La imagen fue mejorada con colores para su apreciación. El ojo del ciclón tiene 2.011 kilómetros (1.250 millas) de diámetro, es 20 veces más grande que el de cualquier huracán en la Tierra, dijo la NASA. (AP Foto/NASA/JPL-Caltech/SSI)

  • Imagen aérea tomada el 31 de octubre del 2012 que muestra el barrio de Breezy Point, en Nueva York, calcinado tras el paso del huracán Sandy. (Foto AP /Mark Lennihan, archivo)

  • Dos topadoras apilan los escombros causados por el huracán Sandy el martes, 6 de noviembre del 2012 en Wall, Nueva Jersey. (Foto AP/Mel Evans)

  • Foto del sábado 3 de noviembre del 2012 junto a un vehículo destrozado en el barrio neoyorquino de Rockaway por el huracán Sandy, que ha creado una carestía de automóviles de alquiler. (Foto AP/Kathy Willens)

  • En esta foto del 31 de octubre del 2012 las olas azotan la montaña rusa de un parque de diversiones de Seaside Heights, Nueva Jersey, a causa de la supertormenta Sandy. Aunque puede ser engañoso vincular un solo episodio meteorológico con el cambio de clima, el huracán Sandy “probablemente no fue una coincidencia” sino un ejemplo de los fenómenos climáticos extremos que probablemente azotarán Estados Unidos con mayor frecuencia a medida que aumentan las temperaturas en el mundo, advirtieron el martes 27 de noviembre los científicos de un panel de las conversaciones de las Naciones Unidas sobre el clima en Catar, Doha (AP Foto/Mike Groll, Archivo)

  • Elia Olmedo, segunda empezando por la derecha, habla con su amiga Lucina Muñoz, a la izquierda, mientras sus hijas, Jaquelin Prado, de doce años, y Karin López, de seis, escuchan, frente a la casa de Olmedo en Staten Island, Nueva York. Imagen tomada el 14 de noviembre del 2012. Olmedo vivió varios días en la casa, que quedó inundada por el huracán, a pesar del moho. (Foto AP/Seth Wenig, archivo)

  • En esta imagen suministrada por la Agencia Nacional para el Océano y la Atmósfera de Estados Unidos tomada el domingo 15 de septiembre de 2013 a las 0645 GMT se muestra al huracán Ingrid en el Golfo de México aproximándose a la costa de México, y a la tormenta tropical Manuel en la costa de México en el Pacífico. (Foto AP/NOAA)

  • En esta foto del martes 18 de diciembre de 2012, el consultor político Michael Sciaraffo, disfrazado de Santa Claus, lleva juguetes a hogares afectados por el huracán Sandy en el barrio Bell Harbor de Nueva York. Los cambios climáticos que se están gestando han provocado eventos intensos en diversas partes del planeta (AP Foto/Bebeto Matthews)

  • En esta foto del 29 de noviembre de 2012, se aprecial las labores para retirar escombros dejados por la Supertormenta Sandy en el barrio neoyorquino de Queens. El miércoles 2 de enero de 2013, incluso sus colegas republicanos criticaron al líder de la Cámara de Representantes por no buscar la aprobación de una ley de ayuda a las víctimas del huracán (AP Foto/Seth Wenig, archivo)

  • Estado en que quedó una calle de Santiago tras el paso del huracán Sandy por Cuba el 26 de octubre del 2012. Seis meses después, y a un mes del inicio de la nueva temporada de huracanes, el oriente de la isla todavía siente las secuelas del temporal. (AP Photo/Franklin Reyes, File)

  • Residentes evacúan en una lancha en una foto de archivo del 30 de agosto del 2012 en una calle inundada de LaPlace, en el estado de Luisiana. a causa del huracán Isaac que azotó la región central de Luisiana. Los meteorólogos federales afirmaron el jueves 23 de mayo del 2013 que hay que prepararse para otra intensa temporada de huracanes, quizás inusualmente violenta. Indicaron que habrá de 13 a 20 tormentas con nombre propio en el Océano Atlántico, 7 a 11 de las cuales se convertirán en huracanes y de 3 a 6 serán huracanes de gran magnitud. (Foto AP/Eric Gay, File)

  • NOAA CARIBBEAN

    Foto de NOAA vía satélite del miércoles, 11 de septiembre del 2013 de la tormenta tropical Gabrielle cerca de Bermuda con vientos máximos sostenidos de 72 kph (45mph). El huracán Humberto aparece en el extremo oriental del Océano Atlántico. (Foto AP/WEATHER UNDERGROUND)

  • En esta foto de archivo del 22 de febrero del 2013 se ven dos viviendas destruidas en la playa de Mantoloking, Nueva Jersey, por la supertormenta Sandy. El calentamiento global pudiera reducir las probabilidades de las inusuales corrientes atmosféricas que el año pasado empujaron al huracán Sandy hacia el oeste en Nueva Jersey, dice un nuevo estudio. (Foto AP/Mel Evans)

  • La playa de Coney Island, en el barrio neoyorquino de Brroklyn, en Nueva York, el jueves 23 de mayo del 2013, siete meses después de ser castigada por el huracán Sandy. (Foto AP/Mark Lennihan)

  • Raquel Rivera, a la izquierda, habla con su prometido Seth Muñoz Irizarryz, mientras su hija Marisol abre la nevera en la habitación del hotel Holiday Inn Express de Nueva York, el 25 de abril del 2013. Rivera perdió el apartamento en el que vivía con Marisol y Muñoz Irizarryz debido al huracán Sandy, que azotó la ciudad el pasado octubre. (Foto AP/Tina Fineberg)

  • Raquel Rivera habla con su hija Marisol el 25 de abril del 2013 en una habitación del hotel Holiday Inn Express de Manhattan, en Nueva York. Rivera perdió su apartamento de Brooklyn tras el paso del huracán Sandy el pasado octubre y vive en el hotel desde hace seis meses con Marisol y su prometido Seth Muñoz Irizarryz. (Foto AP/Tina Fineberg)

  • ARCHIVO- La foto de archivo del 02 de noviembre de 2012 muestra a un trabajador recogiendo arena en una residencia en Longport, Nueva Jersey, tras el paso del huracán Sandy. Jornaleros inmigrantes lanzaron una campaña para distribuir materiales de protección a los hispanos que trabajan en las labores de limpieza. Martes 5 de febrero de 2013. (AP foto/Patrick Semansky, Archivo)

  • Buena parte del Bajo Manhattan quedó a oscuras tras el paso del devastador huracán Sandy, símbolo de un 2012 tormentoso en todos los terrenos, incluidos el político y el económico. Foto del 1ro de noviembre del 2012. (AP Photo/Craig Ruttle, File)

  • Maria Raquel Sanchez

    María Raquel Sánchez, una inmigrante mexicana, que perdió su casa y su empleo debido al paso del huracán Sandy, espera su turno para hablar durante una conferencia de prensa el 18 de diciembre del 2012 en Staten Island, Nueva York. (Foto AP/Seth Wenig)

  • Inmigrantes hablan durante una conferencia de prensa en Staten Island, Nueva York, el martes 18 de diciembre de 2012, para dar a conocer un informe que denuncia su situación de vulnerabilidad tras el paso del huracán Sandy. (Foto AP/Seth Wenig)

  • En esta foto del martes 18 de diciembre de 2012, el consultor político Michael Sciaraffo, disfrazado de Santa Claus, lleva juguetes a hogares afectados por el huracán Sandy en el barrio Bell Harbor de Nueva York. (AP Foto/Bebeto Matthews)

  • Foto del miércoles 17 de octubre del 2012 de unos grandes almacenes en Filadelfia. Los estadounidenses redujeron en octubre el gasto consumidor debido a los daños causados por el huracán Sandy. (Foto AP/Matt Rourkele)

  • Foto del lunes 15 de octubre del 2012 de dos operarias en la fábrica de ropa FesslerUSA en Orwigsburg, Pensilvania. El huracán Sandy redujo la producción industrial en septiembre en Estados Unidos, según la Reserva Federal en su informe del viernes, 16 de noviembre del 2012. (foto AP/Matt Rourke)

  • Jornaleros llegan el jueves 8 de noviembre del 2012 a "la casita", un centro en Bensonhurst, Brooklyn, donde se organizaban y eran contratados. El huracán Sandy arrancó de cuajo "la casita", la trasladó varios metros al norte, y dañó sus paredes y estructura, lo que ha dejado desamparados a jornaleros que quieren trabajar. (Foto AP /Bebeto Matthews)