Gloria Morán / ContraPunto
Foto: Jessica Orellana

Ilopango, Quezaltepeque, Sonsonate y Santa Tecla son los primeros municipios declarados “libres de violencia”

SAN SALVADOR – El anuncio de los primeros cuatro municipios declarados “libre de violencia”, ha marcado el inicio de la segunda fase de la tregua entre pandillas. Los municipios anunciados fueron: Sonsonate, Quezaltepeque, Santa Tecla e Ilopango.

El encargado de dar el anuncio de la segunda etapa de la tregua entre pandillas, la cual inició el 9 de marzo de 2012, fue el secretario de Seguridad Multidimensional de la Organización de Estados Americanos (OEA), Adam Blackwell.

Blackwell dijo que “ya existen las condiciones para dar inicio a la segunda fase del proceso de la tregua”.

El proceso procurará abrir procesos mediante la suscripción de pactos locales por la vida y la paz que tengan por objetivo la recuperación “de la paz social perdida por el actuar delictivo de miembros de pandillas”, cita el comunicado del Comité Técnico de Coordinación del Proceso de Reducción del Crimen y la Violencia en El Salvador.

Blackwell aseveró que el concepto de municipios libres de violencia no es improvisado, y señaló que no hay nada oculto en este proceso y expuso que se vislumbra un futuro optimista.

Los integrantes del Comité son la OEA, La Fundación Humanitaria, los facilitadores de la tregua: Raúl Mijango y monseñor Fabio Colindres; como enlace entre el comité y gobierno está el Ministerio de Justicia y Seguridad Pública.

Óscar Ortiz, alcalde de Santa Tecla, uno de los municipios incluidos en la segunda fase, destacó que en el caso particular de su municipio está incluido por ser un modelo en el trabajo de la prevención de la violencia.

Dijo que unirse al proceso de tregua debe tener como objetivo “salvar vidas de los salvadoreños” u solo se logrará cuando “todos nos mostremos de manera activa” para dar un cambio positivo.

Otro de los alcaldes de los municipios “libres de violencia”, Carlos Figueroa, edil de Quezaltepeque, señaló que con el proceso de tregua y la unión de su municipio esperan que el estigma de municipio violento y peligroso se rompa. Además esperan convertirse en un apoyo para los jóvenes inmersos en pandillas.

El jefe edilicio de Ilopango, Salvador Ruano, expresó que esperan demostrar que la tregua es una oportunidad de paz para El Salvador, asimismo dejar ver que “no es la pena de muerte lo que necesita El Salvador, ni leyes más duras”.

Por su parte el empresario Antonio Cabrales, miembro de la Fundación Humanitaria, dijo que esa instancia pretende buscar y coordinar la ayuda internacional que llegue con el objetivo de dar sostenibilidad al proceso de paz.

El acto oficial del lanzamiento de la iniciativa en Ilopango será el próximo 22 de enero; en Santa Tecla se hará el 25 de enero y en Quezaltepeque será el 31 de este mes.

Mijango anunció que hoy sábado 19 de enero habrá una reunión con los principales líderes de pandillas en el penal la Esperanza, conocido como Mariona.

VIDEO RELACIONADO: