Las resacas son lo peor de la temporada de fiestas. Pero no tienes que abstenerte al irte de rumba ni resignarte a pasar el día de manera miserable si te das más de una copita. Aquí unos pasos preventivos y tips para lidiar con la temida resaca.

LA NOCHE DE LA FIESTA

Trata extracto de higo chumbo

  • Por qué funciona: Derivado de la piel del cactus de higo chumbo (prickly pear), este suplemento puede reducir el malestar de la mañana siguiente. De acuerdo a un estudio publicado en Archives of Internal Medicine en 2004, los síntomas de resaca fueron 18 por ciento menos severos con el extracto que aquellos que consumieron un placebo. El suplemento podría disminuir la inflamación asociada con la resaca clásica.
  • Plan de ataque: Dos horas antes de darte tu primer trago, toma Hangover Prevention Formula (6 por dos cápsulas, hangoverprevention.com), que está hecha del mismo extracto utilizado en el estudio.

Consume vegetales

  • Por qué funciona: Todas las comidas disminuyen la absorción del alcohol en el torrente sanguíneo y alimentos altos en fibra, como los vegetales, son particularmente efectivos, según el dietista David Grotto, autor de "The Best Things You Can Eat". Son especialmente beneficiosos al consumir champán o tragos con carbonación, que aceleran la absorción de alcohol.
  • Plan de ataque: Antes o mientras tomas, come o merienda algo que incluya vegetales y granos integrales. Considera incluir espárragos en el menú, en un estudio de 2009 de Journal of Food Science un extracto de este vegetal duplicó la actividad de enzimas que descomponen el alcohol.

Opta por licores de color claro

  • Por qué funciona: Cada tipo de alcohol contiene congéneres –compuestos que añaden sabor y color – pero los licores oscuros, incluyendo el vino rojo y el güisqui, generalmente contienen más. Estos químicos tóxicos pueden provocar una respuesta inflamatoria que ayuda a aumentar los síntomas de resaca.
  • Plan de ataque: Elige licores de color claro, como vino blanco y vodka. Entre cocteles, toma la mejor bebida clara: agua. Un vaso de H20 entre tragos te ayuda a reducir los efectos de los congéneres al limitar cuánto puedes tomar y te ayudará a combatir la deshidratación que provoca el alcohol y posiblemente las tendencias a causar una jaqueca.

LA MAÑANA SIGUIENTE

Toma un analgésico

  • Por qué funciona: El alcohol aumenta la producción del cuerpo de químicos llamados prostaglandinos que son clave para provocar fuertes dolores de cabeza y corporales. Analgésicos sin receta bloquean las enzimas que producen esos químicos, dice el doctor John Brick, investigador de alcohol.
  • Plan de ataque: En la noche y en la mañana opta por ibuprofeno, naproxeno o aspirina, no consumas acetaminofén. "Es seguro solo, pero al juntarlo con un hígado que está trabajando tiempo extra para procesar alcohol puede hacer más daño", dijo Aaeron Michelfelder, un profesor de medicina de familia en la Universidad de Loyola en Chicago. Presta mucha atención que no consumas una "fórmula de migraña" que combina los analgésicos con cafeína, un estimulante que disipa las jaquecas en algunas personas, pero las agrava en otras.

Desayuna apropiadamente

  • Por qué funciona: El rumbear muy fuerte puede provocar que el nivel de azúcar en tu sangre se desplome, lo que te hará sentir cansada y malhumorada. Esto se debe a que tu hígado está ocupado procesando el alcohol, lentamente convirtiendo carbohidratos en glucosa = energía. Estabiliza tus niveles de azúcar en la sangre desayunando tan pronto te levantes.
  • Plan de ataque: "Consume algo que sea fácil de digerir, como tostada con miel o jalea", recomienda Grotto. Y salta la tocineta u otras comidas grasosas, lo que sólo puede agravar un estómago revuelto. Ordena huevos, si te caen bien, pero no esperes milagros. Se piensa que la cistina en los huevos puede contrarrestar el acetaldehído, un subproducto del alcohol.

Muévete

  • Por qué funciona: El abandonar el sofá debe ser lo último en tu mente, pero el ejercicio aumenta la circulación por hasta tres veces al nivel normal, explica Michelfelder. Como resultado, la sangre se filtra a través del hígado y riñones más rápido, removiendo las toxinas que provocan la resaca.
  • Plan de ataque: No puedes "sudar" el alcohol, así que no te molestes en hacer una sesión intensa. Elige una actividad que puedas hacer fácilmente, como una caminata en tu vecindario.

Loading Slideshow...
  • Baño caliente

    Un baño casi al estilo sauna que te haga sudar y evaporar el alcohol, hará que inmediatamente te sientas mejor. Claro, todo depende de la cantidad de alcohol que hayas ingerido. Quédate unos 15 minutos en la ducha o en la tina con agua muy caliente.

  • Diesta del guineo o banana

    No se antoja mucho después de una buena borrachera, pero es una buena forma de recuperar todo el potasio que perdemos al beber alcohol. Incluso, por ello también sirven las pastillas para los cólicos menstruales pues también nivelan el potasio.

  • Sopa Juliana super caliente

    Si el baño y otras formas de sudar no te han ayudado, intenta comer algo bien caliente como una sopa Juliana. En otros países puedes pedir un caldo picante como el menudo en México o un buen ceviche peruano con ese chile en polvo que te hará regresar a tu pulso.

  • Agua mineral con mucha sal y limón

    En un vaso sirve la mitad de agua mineral, ponle un cucharadita de sal y el jugo de tres limones, se pueden usar limas pero en ese caso unas cuatro. Revuélvelo bien y tómalo de un solo trago y después un vaso de agua sin nada más. Eso repondrá tu estómago y lo dejará listo y en temperatura adecuada.

  • jugo de tomate con cerveza

    Para despertar y dejar atrás el dolor de cabeza no hay nada como un buen jugo de tomate con jugo de limón, la mitad de una cerveza y mucha sal. De nuevo sentirás como te levanta y más si está acompañado de algún coctel de camarón o un buen ceviche.

  • Miel

    Pocos se atreven, pero dicen que el choque que recibes es similar a una descarga eléctrica, así que sabrás si lo pruebas. Lo que es cierto es que es muy efectiva y rápida, buena para esos días que tienes que ir al trabajo y la cabeza y el estómago te revientan.

  • Azúcar

    Una buena dosis de algo dulce te hará despertar y hacer que tu metabolismo comience a funcionar al ritmo que necesitas, así que busca una maquinita o compra una Coca-Cola, no Light, normal o come algún chocolate. Es un shock, pero son sólo 10 minutos y luego te sentirás mucho mejor.

  • Chilaquiles

    La receta anti resaca mexicana por excelencia, sólo se trata de tortillas doradas en aceite con una salsa de chile verde a las que le agregas crema, queso y cebolla. Es la mejor manera de sudar y dejar atrás el molesto dolor de cabeza. Funciona también si le agregas una cerveza o un buen café súper cargado.

  • Una siesta

    Si todo lo anterior no te ha funcionado opta por una buena siesta. Tómate antes un par de aspirinas para que el dolor de cabeza te deje dormir en paz, ten cuidado de no dormir más de dos horas, si no despertarás amodorrado y no servirá.

  • Vomito, sólo en caso de urgencia

    Muchas personas se despiertan después de una borrachera aún con náuseas o mareadas, prueban todo, incluso volver a beber alcohol. En eso casos provocarse el vómito para que el alcohol atorado por la digestión salga no es tan mala idea. Pero sólo debe practicarse en casos extremos y con mucha precaución.

Relacionado en HuffPost Voces: