¿Una leyenda?, ¿un fenómeno astrológico?, ¿un evento histórico? o ¿acaso un milagro?

La tradición cuenta que los Reyes Magos pudieron acudir a la adoración del Divino Niño gracias a la luz de una brillante estrella que guió sus pasos. Durante siglos, se creyó que esto era un mito, pero documentos encontrados en épocas posteriores, y cálculos más precisos realizados durante el último siglo, dan cuenta que una configuración planetaria extraordinaria tuvo lugar durante el nacimiento de Cristo.

Entérate más sobre esta historia:

Loading Slideshow...
  • Gracias a la astrología moderna, se realizaron estudios sobre las configuraciones planetarias reinantes en esos días, y es que, conocer la ubicación de los planetas hace 2000 años atrás se reduce, simplemente, a cálculos matemáticos. A partir de esos cálculos, pudo saberse que cinco de los siete planetas conocidos coincidieron en el signo Piscis, dando lugar a una gran conjunción o “Stellium”.

  • Mateo 2:1-12, (según las Escrituras), relata que unos hombres sabios (magi) llegaron de Persia a Jerusalén, diciendo “Dónde está el Rey de los Judíos que ha nacido? Porque su estrella hemos visto en el oriente y venimos a adorarle”. Herodes convocó a los principales sacerdotes y escribas del pueblo, y les preguntó dónde habría de nacer el Cristo y ellos le dijeron “En Belén de Judea, porque está escrito por el profeta”.

  • Herodes el Grande llamó en secreto a los magos y les dijo “Id allá y averiguad acerca del niño, y cuando le halléis, hacédmelo saber, para que yo también vaya y le adore.” Y los envió a Belén. La estrella que habían visto en el oriente iba delante de ellos, hasta que se detuvo sobre donde estaba el Niño. Los Reyes Magos le adoraron, le ofrecieron como presentes oro, incienso y mirra, pero recibieron una revelación en sueños: que no volviesen a Herodes, y así lo hicieron y regresaron a sus tierras por otro camino.

  • El Sol, la Luna, Venus, Júpiter y Saturno se conjugaron en Piscis, el día 1 de marzo del año 7 a.C., mientras que muy cerca se hallaba Mercurio, ascendiendo en el firmamento. Un brillante Mercurio, iluminando el camino para los sabios persas, una Estrella sobre Belén. Este acontecimiento, astrológicamente comprobado, nos lleva entonces a otro interrogante. ¿Nació Jesús en la fecha en que todos creemos?

  • La historia moderna indica que la muerte de Herodes se produjo en el año 4 antes de nuestra era, y su orden de matar a los niños, que obligó a José y María a desplazarse hasta Belén, fue impartida por medio de un edicto en el año 8 a.C. Siendo el Imperio Romano tan vasto, los edictos se difundían durante doce meses hasta llegar a ser conocidos por toda la población.

  • De acuerdo a estas fechas, nos situaríamos entonces en el año 7 a.C., justamente cuando se produjo la gran conjunción astral. Al margen de las disputas científicas, religiosas, y cualquier consideración astronómica o histórica, no podemos negarla magia, la belleza y el mensajedetrás de la Estrella de Belén, que en medio delos cielos, señala un lugar de nacimiento, de vida y de esperanza para la humanidad.

OTRA GALERÍA:

Loading Slideshow...
  • Aries decora así

    Por <strong><em>Diana, la astróloga</em></strong> La casa debe estar profusamente adornada. Muchos colores, velas y figuras de Santa en todos lados. La mesa repleta de alimentos, con platillos muy variados y que la oferta sea muy grande. El árbol lleno de color con adornos muy coloridos y un pesebre muy grande a sus pies.

  • Tauro decora así:

    Los taurinos necesitan una decoración elegante, discreta, pero con detalles de belleza. Todo muy sobrio y estético: árbol con adornos del mismo color, comida muy refinada, un mantel color crema con servilletas bordadas o individuales de encaje. Copas para vino y agua, y algún delicado Santa en un lugar estratégico.

  • Géminis decora así:

    Varía la decoración: muchos colores y muy brillantes. No eres muy refinado pero sí alegre y no te importa mezclar estilos. Tu árbol puede tener muchos colores, ángeles de distintos tamaños, velas blancas, rojas y verdes. Coloca muchos Santas y un árbol muy grande con gran cantidad de regalos.

  • Cáncer decora así:

    El árbol debe ser grande, lleno de adornos con muchos regalos y un enorme pesebre. La mesa, muy cálida. La comida elaborada con mucho esmero, manjares delicados y caseros, nada comprado. Se recomienda una chimenea encendida y a su alrededor muchos almohadones para reunirse con la familia.

  • Leo decora así:

    Adoras hacerte notar, por lo que la decoración debe ser muy atractiva y brillante. Mucho dorado en la sala del festejo, pero también muy iluminado afuera y adentro. Una enorme chimenea, si es posible, y un gran árbol con adornos color oro y velas doradas. Los regalos envueltos en papel plateado y dorado.

  • Así decora Virgo:

    Te encanta que todo sea pulcro, ordenado y a veces carente de color, sin embargo estas características ayudan a que todos tus invitados vean deslumbrante tu espacio. Tu árbol de Navidad estará lleno de nieve o cargado de luz blanca, los regalos que lo rodean serán de tonos monocromáticos. La mesa se rodeará de tarjetas personalizadas con el nombre de cada invitado.

  • Libra decora así:

    Aman los colores pastel. Usan un toque refinado y uno vulgar, pero ambos deben despertar ternura. Muchos angelitos y Santas. Adoran la chimenea encendida para el romance, pues se conforman con celebrar al lado de su amor. Ponen velas rosas o blancas que hagan cálido y suave el ambiente.

  • Escorpión decora así:

    Busquen una decoración elegante y sobria: un árbol de tamaño normal con moños... y no más adornos. Una mesa muy sofisticada llena de <em>delicatessen</em> y algunos snobismos, como champagne y vinos finos. Adornen con muy pocas cosas navideñas o, incluso, podrían no adornar en absoluto.

  • Así decora Sagitario:

    Preparen una mesa muy alegre, llena de manjares raros, frutas, dulces y un gran centro de mesa. El mantel, verde o blanco, lleno de adornos y flores. La casa muy iluminada, con ángeles y un enorme árbol con adornos de colores, velas y regalos para todos. Les importa más ser generosos con sus invitados.

  • Capricornio decora así:

    Tendrán una fiesta tranquila y sin estridencias. El árbol debe ser de tamaño normal y los adornos sobrios, tal vez un pesebre pequeño. La comida, navideña, pero sin demasiada imaginación. Los regalos serán los justos y más necesarios y envueltos con papel del mismo color.

  • Acuario decora así:

    Una buena chimenea encendida, un lugar extremadamente cálido, comida abundante. No se fijan tanto en la elegancia y no son muy sofisticados, pero sí decorativos. El árbol debe ser grande y adornado con objetos bellos para recrear la vista. Usen Santas, velas, guirnaldas y querubines por todos lado.

  • Piscis decora así:

    Hagan todo por halagar la vista de sus invitados: muchos Santas, ángeles y una cena tipo formal con comida casera, frutas secas, muchos dulces y velas. El mantel puede ser blanco y con bordados. Los cubiertos súper brillantes y la mejor cristalería. Su árbol debe ser discreto, pero muy elegante y con muchísimos regalos.


Video relacionado en HuffPost Voces: