Fuente: FBI.gov

Mientras la mayoría de la gente busca la forma honesta de ganarse la vida, hay unos que hacen lo posible para obtener dinero de forma ilegal. Tal fue el caso de varios individuos arrestados por el FBI luego de cometer un fraude al sistema de servicios de salud por unos 70 millones de dólares.

El fraude se originó en el sur de la Florida en 2009 cuando los delincuentes establecieron más de una docena de clínicas falsas en Florida, Georgia, Luisiana, Carolina del Norte y Carolina del Sur. Los delincuentes utilizaron identidades robadas y sobornaron a médicos para mandar facturas falsas a Medicare por servicios no otorgados.

La Fuerza Especial Contra el Fraude a Medicare, encabezada por el Departamento de Justicia y el Departamento de Salud y Servicios Humanos, en coordinación con otras dependencias, abrió una investigación luego de recibir denuncias de algunos beneficiarios de Medicare. En 2010, el jefe de la banda de defraudadores, Michel de Jesús Huarte, fue sentenciado a 22 años de prisión por fraude al sistema de salud. Otras nueve personas fueron sentenciadas, mientras que el ecuatoriano Orlin M. Tamayo Quiñonez (en inglés) y los cubanos Ramón Fonseca y Juan Carralero (en inglés), se encuentran fugitivos.

LEE LOS COMENTARIOS A ESTA NOTA Y AGREGA EL TUYO


Abrieron negocios fantasmas

Para ocultar sus verdaderas identidades, los sujetos registraron los negocios falsos a nombre de dueños nominales y abrieron oficinas para cambiar cheques llamadas Universal Money Fast. Ahí lavaron más de 50 millones de dólares en beneficios pagados por Medicare y aseguradoras privadas.

“Todo lo que necesitaban era una laptop, identidades robadas y códigos de facturación”, dijo el Agente Especial Randy Culp, quien investiga el fraude de salud en la oficina del FBI en Miami. “Para cuando las compañías de seguros sospechaban del fraude, los delincuentes ya se habían mudado a otras clínicas falsas”.

La Fuerza Especial Contra el Fraude a Medicare fue creada en el sur de la Florida en 2007 para combatir este tipo de fraudes. Fue tan exitosa que se utilizó como modelo para iniciar equipos de trabajo similares en ciudades como Los Ángeles y Nueva York.

“El fraude contra Medicare no es un delito sin víctimas”, dijo Sean Joyce, director adjunto del FBI. “En realidad todos somos víctimas, desde la persona que paga por servicios médicos hasta el negocio que paga costos cada vez más elevados de seguros de salud y los contribuyentes que pagan impuestos para financiar a Medicare”.

Los resultados están a la vista

La ofensiva nacional del FBI contra el fraude de salud se mantiene fuerte:

  • Actualmente el FBI investiga más de 2,600 casos relacionados con fraudes al sistema de salud.
  • Desde su creación en 2007, la Fuerza Especial Contra el Fraude a Medicare ha logrado acusar a 1,250 personas que facturaron un total de 3 billones de dólares a Medicare.
  • El FBI destina más de 500 agentes en investigaciones de este tipo.
  • En 2011 se logró desmantelar 300 grupos dedicados a este tipo de fraudes.

Denuncia

Revisa tus facturas de servicios médicos y si hay algo que no concuerda, denúncialo. Recuerda que este fraude afecta a todos. Puedes contactar al FBI cualquier día y a cualquier hora.

Distribuido por Contenido Latino

Mira otros videos: