NUEVA YORK (AP) — Inmigrantes en centros de detención del gobierno estadounidense padecen de abusos físicos, malas condiciones de vida, falta de cuidado médico y poco acceso al mundo exterior, denunció el jueves una coalición de activistas que pidió al presidente Barack Obama que cierre de inmediato estas instalaciones.

En pleno debate nacional sobre una posible futura reforma migratoria, los miembros de Detention Watch Network denunciaron un sistema penitenciario para inmigrantes "inhumano", en el que algunas muertes de detenidos podrían haberse evitado, se castiga con celdas de aislamiento, hay lombrices en la comida y demasiados detenidos en una misma celda.

"No había suficiente personal médico para todos y sufríamos abuso mental, amenazas, insultos", dijo a los periodistas Pedro Guzmán, un inmigrante guatemalteco que pasó 18 meses en el Stewart Detention Center de Georgia.

"Nuestro trato fue injusto. Muchos estaban allí por conducir sin licencia o infracciones mínimas y nos trataban como si fuéramos criminales de alto riesgo", agregó Guzmán, quien decidió batallar su caso y no fue deportado. Guzmán fue descubierto y detenido cuando su madre, también una inmigrante sin papeles, intentó regularizar su situación sin éxito.

LEE LOS COMENTARIOS A ESTA NOTA Y AGREGA EL TUYO


Los informes presentados el jueves por la coalición, titulados "Expose & Close" ("Expone y cierra") se enfocan en 10 centros de detención que definen como particularmente duros para inmigrantes. Algunos de ellos son el Baker County Jail, en Florida; el Houston Processing Center, en Texas; el Pinal County Jail, en Arizona o el Hudson County Jail, en Nueva Jersey. Los centros de detención son del gobierno pero están operados por empresas privadas o las autoridades del condado local.


Funcionarios federales respondieron el jueves que las acusaciones de los activistas son anónimas, sin fechas concretas y que no pueden ser investigadas o corroboradas. Muchas de las anécdotas que citan, además, ocurrieron antes de que los Servicios de Inmigración y Control de Aduanas (ICE, en inglés) iniciaran una reforma de su sistema penitenciario.


"ICE defiende el enorme trabajo que hemos hecho reformando el sistema de detención al aumentar la supervisión federal, mejorar las condiciones de los detenidos y priorizar la salud y seguridad de los individuos en nuestra custodia", dijo Gillian Christensen, vocera de la agencia, a través de un mensaje de correo electrónico.


Representantes de ICE se han ofrecido para reunirse con los autores del informe, señaló la portavoz.


"La agencia tiene el cometido de ofrecer los más altos estándares de cuidado a los detenidos", dijo Christensen.


En Estados Unidos se arrestan cada año a casi 400.000 inmigrantes que pueden acabar después en 250 centros de detención del país, aseguran los activistas.


Más de 33.000 camas existen para inmigrantes en estos centros y más del 50% de ellos están manejados por empresas privadas, con lo cual no hay una verdadera supervisión de las instalaciones, han denunciado repetidamente a través de los años grupos como Human Rights First.

Loading Slideshow...
  • Rumbo a la corte federal

    Jeanette Vizguerra (izq.), su esposo Salvador y sus hijos Luna, de 7 años, y Roberto, de 5, se dirigen a una audiencia en la corte federal en Denver, Colorado, para saber si deportarán a Vizquerra.

  • De regreso a México

    Norma Ramírez, (derecha) es abrazada por su madre Guillermina Clemente en el aeropuerto de Acapulco, México. Ramírez, indocumentada, fue deportada de North Carolina a pesar de que tenía cáncer terminal.

  • Detenida en Philadelphia

    Jessica Hyejin Lee, sentada, habla con la policía de Philadelphia antes de ser arrestada por protestar por la detención de un joven indocumentado.

  • Protesta en Love Park

    Marcha en apoyo a un joven indocumentado en Love Park, en Philadelphia.

  • Sin miedo a la verdad

    Pastor Elías García, quien llegó a Estados Unidos de Chiapas, México, hace una década y no tiene temor a decir que es indocumentado. Vive en Arizona.

  • Indocumentados capturados

    Agentes de inmigración capturan a inmigrantes indocumentados en Phoenix.

  • Indocumentada

    María Romero, quien es indocumentada, sostiene a su hija Crista de 8 meses durante un servicio religioso en Phoenix.

  • Frente a la deportación

    Jeanette Vizguerra empaca sus pertenencias mientras su hija Luna la observa. Vizquerra enfrenta orden de deportación.

  • Soñadora

    Ola Kaso, inmigrante indocumentada de Albania, testifica ante el Senado estadounidense para abogar por una ley que daría estatus legal a los estudiantes sin documentos.

  • Rumbo a Guatemala

    Fidel Rodríguez mira por la ventana de un avión que lo llevará de regreso a Guatemala. Fue deportado de Meza, Arizona.

  • Inmigrantes repatriados a Guatemala

    Varios inmigrantes indocumentados son cateados en Arizona antes de abordar un vuelo que los llevará de regreso a su país, Guatemala.

Videos relacionados: