Productores de cintas pornográficas del condado de Los Ángeles amenazaron con mudarse a otros sitios del estado luego de que los votantes de esta región aprobaran una medida que requiere que los actores de esas películas usen condón en sus filmes.

La Medida B, que favorecieron los votantes en las elecciones del martes, fue aprobada con un porcentaje de 55.9.

Inmediatamente después de saberse los resultados, un grupo que se dedica a producir estas cintas dijo que litigaría en la corte para que no se pusiera en marcha la medida.

Steven Hirsch, fundador de la compañía de cintas para adultos Vivid Entertainment Group -una de las productoras de pornografía más grandes del país-, dijo que esa industria luchará contra la medida "hasta el final".

"Esperamos el mejor resultado, pero esta es la primer batalla en una larga guerra", dijo Hirsch a Los Angeles Times.

La medida fue propuesta por el alcalde de Los Ángeles, Antonio Villaraigosa, este año, luego de que en los últimos años se dieran a conocer varios casos en los que actores de estos filmes se contagiaron de enfermedades venéreas mientras filmaban esas producciones.

La Medida B requiere a los productores de pornografía comprar un permiso de salud pública, como en las tiendas de tatuajes y lugares de masajes. Quienes no cumplan con este requisito se harían acreedores a multas y a acusaciones por delitos menores.

Hirsch argumentó durante su campaña en contra de la medida que usar o no condón en las cintas porno por parte de los actores no es asunto del gobierno, y que las películas en donde se usa el condón simplemente no venden.

"Para quien las ve es más fantasía, y no les importa lo que pasa en la realidad", dijo en una entrevista para reason.com.

Hirsch dijo que por el momento su empresa operará bajo las reglas del condado, pero que estaba listo para mudar su producción fuera del condado -a pesar de que esta industria es una de las más lucrativas de esta área- si se pone en marcha la medida. Otras comunidades ya se pusieron en contacto con estas empresas para ofrecer oportunidades, dijo el productor.

"No es en realidad lo que queremos hacer. Preferimos estar aquí, pero como no tenemos otra opción, de hecho nos iremos [...] No filmaremos más en el condado de Los Ángeles. Punto", le dijo Hirsch al Times.

El problema con esta medida, dicen expertos, es que será difícil su ejecución. En julio, el Departamento de Salud Pública del condado sugirió que sería costoso y difícil hacerlo.

Hirsch aseguró que a pesar de la medida, las películas pornográficas sin el uso del condón se seguirán haciendo, dentro o fuera del condado de Los Ángeles.

Loading Slideshow...
  • El detonante

    El caso del actor de películas pono, Derrick Burts, de 24 años, causó el cierre temporal de los estudios de cintas para adultos en 2010. Burts fue contagiado con el VIH luego de trabajar siete meses como actor porno.

  • Industria productiva

    En el condado de Los Ángeles se produce la mayor cantidad de cintas para adultos de todo el país.

  • Erotismo angelino

    Si la medida se aprueba, el condado angelino sería el primero en adoptar una ordenanza como esta en todo el país.

  • Industria millonaria

    Además de la producción formal, existen muchas cintas que se filman sin los permisos correspondientes.

  • En conferencia de prensa

    Derrick Burts se emociona hasta las lágrimas al hablar de su caso ante la prensa en Hollywood en 2010.

  • Modelos porno

    Modelos de la industria de la ponografía posan para los fans en la convención Exxxotica Expo en el Convention Center de Los Ángeles en 2010.

  • Nueva ordenanza

    Los votantes de California podrían decidir en noviembre si la industria pono tiene que usar condón en sus producciones.

  • Estudio porno

    Fachada del Vivid Entertainment Group, un estudio de entretenimiento para adultos en Culver City, California.