La carrera en Arizona por un asiento en el Senado federal causa expectación nacional, no solo porque puede determinar cuál partido controlará la Cámara Alta, sino porque puede ser decisiva en la aprobación de ciertas leyes en los campos de inmigración, salud, trabajo, impuestos y educación.

En la noche del pasado miércoles, el ex presidente Bill Clinton asistió a un evento multitudinario para apoyar al candidato demócrata Rich Carmona. Unas cinco mil personas se reunieron en el estadio de la Universidad Estatal de Arizona, donde Kevin Johnson, alcalde de Sacramento, California, y un verdadero ídolo para los arizonenses por ser ex integrante del equipo de basquetbol de la NBA, los Phoenix Suns, tuvo a su cargo la presentación del candidato Carmona.

Minutos antes de esta reunión se había desarrollado un debate televisado entre Carmona y sus rivales, el republicano Jeff Flake y el libertario Marc Víctor.

El presidente Clinton hizo énfasis en los puntos que se trataron en la Convención Nacional Demócrata del mes pasado: salud, educación, trabajo, seguridad y defendió las políticas económicas del presidente Barack Obama.


LEE LOS COMENTARIOS A ESTA NOTA Y AGREGA EL TUYO


Durante el evento se mencionó el nombre del oponente de Carmona, el republicano Flake, solo para resaltar su apoyo a los recortes de presupuesto de los que ha sido estratega el actual candidato republicano a la vicepresidencia Paul Ryan y sobre el Plan Nacional de Salud contra el cual votó Flake.

Clinton y Carmona confirmaron su apoyo del gobierno de Obama “que ha luchado para fortalecer a la clase media”. “Cada vida que permitimos que se muera una persona por falta de seguro de salud o servicios médicos nos empobrece como seres humanos”, dijo Clinton en su presentación. “La mayor oportunidad que nos demos como gobierno para expandir los programas que beneficien a la clase media hacemos un mejor siglo XXI”.

Clinton dirigió su discurso a los jóvenes asistentes y citó los cambios a favor de ellos que se han realizado durante la presidencia del presidente Obama, su apoyo con préstamos que brindan mejores condiciones para realizar sus estudios y enfatizó su apoyo al Dream Act. Clinton afirmó en su discurso que existen muchos Richard Carmona que merecen la oportunidad de cumplir sus sueños.

Carmona adelante de Flake: 47 por ciento contra 43 por ciento

El mismo día se realizó el primero de tres debates televisado entre los candidatos que buscan ocupar el sitio que dejará vacante el Senador Jon Kyl: el republicano Jeff Flake, que ha sido congresista durante seis periodos; Rich Carmona, demócrata que fungió como Cirujano General durante el periodo del presidente George W. Bush, y el libertario Marc Víctor, abogado criminalista.

Durante el debate Flake acusó a Carmona de apoyar las políticas de Obama, y de ser solo el eco del actual presidente de los Estados Unidos. Carmona por su lado afirmó que él ha sido independiente toda su vida y que no estaba en el debate para defender al presidente Obama, sino para hablar de soluciones.

Uno de los puntos sobresalientes del debate fue cuando Carmona se refirió a la reforma migratoria en donde propone que sea haga una reforma comprensiva. Carmona llama a Flake “político crónico de Washington”, porque abandonó su postura anterior sobre inmigración para cuidar sus intereses políticos.

Por su parte Flake afirmó que sí se necesita una reforma migratoria, pero como un proceso “parcial y práctico”. Afirmó que la reforma migratoria nunca va a pasar hasta que la población esté convencida de que la frontera entre Arizona y México esté segura.

El debate duró aproximadamente una hora. Los próximos debates están calendarizados para octubre 15 en Tucson y el 25 en Yuma.

Loading Slideshow...
  • De acuerdo con cifras del Pew Hispanic Center, en estos comicios hay 23.7 millones de votantes potenciales de origen latino, la mayor cifra de la historia de Estados Unidos y un 22% más que cuatro años atrás.

  • En Estados como Colorado, Nevada, Florida o Carolina del Norte, el crecimiento de la población hispana y su proporción dentro del electorado, les convierte en un grupo cada vez más influyente.

  • El voto latino es crucial para ambos candidatos, y eso lo saben. La cantidad es suficiente para decidir la elección en los llamados "estados columpio" (swing states).

  • Una red de mil 200 organizaciones realizó más de 900 eventos en Estados Unidos en el marco del Día Nacional de Registro del Votante para invitar a los ciudadanos, principalmente hispanos, a registrarse y participar en los comicios de noviembre.

  • Las recientes legislaciones estatales que exigen una identificación oficial para votar han generado una controversia en todo el país, ya que se considera que se privaría del derecho a votar a minorías como los afroestadunidenses y los hispanos.

  • Más de 6.6 millones de latinos votaron en la elección del año 2010. el próximo 6 de noviembre casi 24 millones de hispanos tienen el derecho de votar en los Estados Unidos, un voto muy atractivo para los candidatos.

  • De acuerdo con los datos de la Oficina del Censo de Estados Unidos, en 2011 había 51.9 millones de latinos en el país, lo que representa 16.7 % de la población.

  • La comunidad latina es la minoría de mayor tamaño en el país, y la que está creciendo a un ritmo más rápido. Los latinos representan 11% de los votantes en todo el país, habiendo incrementado en 9.5% respecto a las cifras de 2008.

  • Organizaciones de abogacía a favor de la comunidad hispana, como la Asociación Nacional de Funcionarios Latinos Electos (NALEO), estiman que al menos 12.2 millones de hispanos acudirán a las urnas el 6 de noviembre próximo.

  • Obama ha logrado mantener el respaldo de los hispanos desde hace cuatro años, a pesar de que los hispanos le han recriminado la falta de una reforma migratoria que prometió durante la campaña y el elevado número de deportaciones de indocumentados.

  • Aún no hay cifras a nivel nacional del nivel de registro de votantes de 2012, pero en cuatro estados, Alabama, Florida, Georgia y Carolina del Norte, los niveles de latinos registrados para votar sobrepasa las cantidades de 2008.

  • Los hispanos no solo son una fuerza cultural y social relevante, sino también un bloque político creciente. En la actual administración, de las 500 mil posiciones destinadas a funcionarios electos en ese país, menos de 6 mil son ocupadas por hispanos, cifra que representa el 1% del total.


Videos de Bill Clinton: