Huffpost Voces
Jorge Luis Macias Headshot

Críticas y aplausos a los cambios en Comunidades Seguras en Los Ángeles

Publicado: Actualizado:
COMUNIDADES SEGURAS
La Policía de Los Ángeles sólo remitirá a la Oficina de Inmigración y Aduanas a indocumentados con delitos graves o reincidentes. | AP

LOS ANGELES, California.- Los cambios propuestos a la relación de la policía de Los Angeles con los indocumentados despertó un alivio mínimo entre grupos defensores de derechos humanos y esperan que éstos se conviertan en una política que sea ejemplo para el país, aunque Charlie Beck, jefe del jefe del Departamento de Policía de Los Angeles (LAPD) también recibió la censura de organizaciones catalogadas como “antiinmigrantes”.

Luego que el gobernador de California, Jerry Brown, vetó el Acta de Confianza o Trust Act del asambleísta Tom Ammiano, Beck, anunció que los inmigrantes indocumentados que sean arrestados por sus oficiales y que hayan cometido solamente delitos menores no serían entregados a las autoridades migratorias para deportación.

La ley vetada por Brown tenía como objetivo prohibir a las autoridades locales a honrar peticiones federales de detención de los indocumentados, a menos que éstos fueran acusados o condenados por delitos graves o violentos.

En su mensaje de veto, el gobernador dijo que ese proyecto de ley contenía “errores fatales” porque no eximía a las personas que hubiesen cometido delitos como abuso infantil, tráfico de drogas y venta de armas. Otro férreo opositor fue el alguacil del condado de Los Angeles, Lee Baca.

LEE LOS COMENTARIOS A ESTA NOTA Y AGREGA EL TUYO


No obstante, Beck dijo que los cambios propuestos en la forma en que su departamento se encarga de los requerimientos del gobierno federal – a través del Programa Comunidades Seguras- para retener y entregar a los arrestados para expulsarlos del país no sería apropiado aplicarlos en delitos menores de “bajo grado”.

“Este jefe de policía [Charlie Beck] siempre se ha comportado generoso con la comunidad latina”, dijo Gloria Saucedo, presidenta de Hermandad Mexicana, a HuffPost Voces. “Es muy valiente porque no separa a las familias, aun cuando su propia gente lo acusa de traicionar a Estados Unidos”.

En Los Angeles, cada año, agentes del LAPD arrestan aproximadamente a 105,000 personas. De estas cifras, el LAPD recibe al menos unas 3,400 peticiones de retención de individuos por parte de la Agencia de Inmigración y Aduanas (ICE). La mitad de dichas peticiones son a causa de delitos menores.

Beck dijo que cree que 400 esas peticiones podrían ser negadas por su departamento si los cambios propuestos son aprobados por la Comisión de Policía y el Concejo de la Ciudad.

Los nuevos protocolos del LAPD podrían ponerse en práctica, a partir del 1 de enero de 2013.

LA PESADILLA DE BLANCA PÉREZ

Fue el caso de Blanca Pérez, cuyo único “delito” cometido en Estados Unidos fue sido vender paletas de hielo frente a una escuela en la ciudad de Van Nuys.

Pérez fue arrestada el 7 de febrero de 2011 por una violación al código municipal de la ciudad de Los Angeles que prohíbe a vendedores ofrecer sus productos a menos de 500 pies de distancia de cualquier escuela.

Tras conseguir representación legal gratuita y respaldo de organizaciones defensoras de las los derechos de los inmigrantes, Pérez finalmente fue liberada para hacerse cargo de su hijo Jonathan.

“En una semana, me trajeron de una cárcel para otra”, dijo Pérez a HuffPost Voces. “Ya ni quiero recordar esa pesadilla”.

Desde que se convirtió en ley federal, en septiembre de 2008, en el marco de Comunidades Seguras (S-Comm), la administración del presidente Barack Obama ha deportado a más de 1.5 millones de personas, miles de las cuales no habían cometido ningún delito mayor.

Ese acelerado ritmo de detenciones y deportaciones durante 11 meses del presente año fiscal ha expulsado a 366,292 individuos, con un promedio mensual de 33,299 deportados, aunque en mayo de 2012 se repatrió a 40,164 personas.

“La confianza de la comunidad es muy importante, y es mi intención ganar esa confianza de nuevo”, dijo el jefe policiaco, tras reconocer que algunos arrestos por parte de agentes del Servicio de Inmigración y Aduanas (ICE) ha llevado a la división innecesaria de familias.

¿Cuál es la solución a la cuestión migratoria?

VOTA

NO MÁS COLABORACIÓN CON ICE: CHARLIE BECK

“ICE da prioridad a la remoción de extranjeros criminales, aquéllos que representan una amenaza para la seguridad pública y son infractores reincidentes de [las leyes de] inmigración”, expresó Beck. “El LAPD está proponiendo ya no conceder una solicitud de detención por parte de ICE, sin antes examinar la gravedad del delito por el cual una persona es detenida, así como su historial de antecedentes penales o su participación en pandillas”.

Beck dijo que el Procurador de la Ciudad, Carmen Trutanich le aconsejó recientemente que cumplir con las solicitudes detención emitidas por ICE, estaban a discreción de los departamentos locales de policía.

Por el momento, la policía angelina está desarrollando una lista de delitos que, a su juicio, no cumplen con la finalidad prevista por el programa S-Comm, delitos menores como hacer ruido en público, manejar sin licencia válida de conducir, beber en la vía pública o vender en las calles.

Según la nueva propuesta, individuos arrestados por una de estas ofensas de menor nivel no estarán sujetos a detención prolongada sobre la base de una solicitud de retención (detainer request) por parte de ICE y la ausencia de información adicional por parte de las autoridades migratorias y/o si el individuo ha tenido previos arrestos por delitos mayores, o si la persona es un reconocido integrante de pandillas. El LAPD todavía aceptará las solicitudes de detención de todo delito grave o arrestos por delitos menores considerados de alto grado.

“Este marco propuesto es un importante paso hacia adelante para Los Angeles”, opinó el alcalde, Antonio Villaraigosa. “Aplaudo al jefe [Charlie] Beck por su trabajo para reconstruir la relación entre la comunidad inmigrante y la policía local”.

A partir de la próxima semana, representantes del LAPD se reunirán en foros comunitarios con representantes de los grupos defensores de los inmigrantes.

‘EL DEMONIO ESTARÁ EN LOS DETALLES’: NDLON

Los protocolos específicos se presentarán a la Comisión de Policía para su evaluación y la recepción de comentarios públicos, antes de someterse a votación en el Concejo de la ciudad y su posterior implementación.

“Es un pequeño pasito en favor de la comunidad inmigrante”, dijo Pablo Alvarado, presidente de la Red Nacional de Jornaleros (NDLON), a HuffPost Voces. “Apenas comienza el debate y falta un buen tramo por recorrer hasta que se convierta en policía del LAPD”.
Alvarado indicó que el jefe del LAPD sí ha estado escuchando el mensaje de justicia de la comunidad.

“El veto [del gobernador Brown] al Trust Act preparó las condiciones para esta nueva política del LAPD, porque tanto él como el alcalde [Antonio Villaraigosa] respaldaron el Acta de Confianza; ahora nos toca empujar a nosotros en estos meses, porque el diablo siempre está en los detalles”.

“Imagínese que empiecen a decir que entregarán a la ‘migra’ a un jornalero a quien detengan dos o tres veces por pedir trabajo en la calle, o a vendedores ambulantes por quererse ganar la vida”, agregó. “Aunque el jefe [Beck] ya delineó el marco teórico de forma general, habría que conocer cuál será la definición de los delitos que cabrían en la categoría de faltas menores o cuáles son los delitos serios; en lo particular, me preocupa que una persona que parezca pandillero por su forma de caminar o de vestir sea arrestada, y así lo categoricen aunque no lo sea y acabe deportado”.

Por su parte, Virginia Kice, portavoz de ICE, dijo en una repuesta por escrito a HuffPost Voces que la identificación y eliminación de los delincuentes y otras amenazas de seguridad pública representan la más alta prioridad de ejecución por parte de la Inmigración y Control de Aduanas.

“En los últimos tres años y medio ICE se ha dedicado a la implementación de reformas inteligentes y eficaces para el sistema de inmigración que le permiten concentrar sus recursos en contra de los criminales, quienes recientemente cruzan la frontera y violadores reincidentes de las leyes de inmigración”.

Aseguró que el gobierno federal por sí mismo establece estas prioridades y ordena retención de las personas arrestadas por cargos criminales para asegurar que criminales extranjeros peligrosos y otros individuos que son su prioridad no sean liberados de las prisiones y cárceles.

Las autoridades de ICE indican que lo que el LAPD está explorando no es nada diferente a las prioridades establecidas por ese organismo y que continuarán teniendo una “buena relación” con el segundo departamento de policía más grande de la nación.

“La decisión de la policía de Los Angeles es algo más que una derogación completa de su deber y juramento de proteger y servir ‘a los ciudadanos de Los Ángeles”, dijo Dan Stein, presidente de la Federación Americana para la Reforma Migratoria (FAIR). “Representa algo más que una amenaza a la seguridad pública, un asalto al Estado de Derecho”.

Reconocido por su postura antiinmigrante, Stein consideró que lo que la policía de Los Angeles está haciendo es parte de una tendencia preocupante que debe llamar la atención de todos los estadounidenses.

Sin embargo, Gloria Saucedo, de Hermandad Mexicana expresó a HuffPost Voces que Beck se ha mantenido firme en lo que cree es justo para la humanidad, “porque en primer lugar está su convicción de ser un buen policía al servicio de la comunidad; él está en su cargo para proteger a la gente, no para deportarla”.

Caras de la inmigración sin papeles
de
Compartir
Twittear
PUBLICIDAD
Compartir esto
cerrar
Esta imagen

Videos relacionados:

Sugerir una corrección

En Internet

Qué es el programa de Comunidades Seguras

Crece rechazo a plan Comunidades Seguras - Univision Noticias

Rompiendo el protocolo de 'Comunidades Seguras' - YouTube

Alguacil de Carolina del Norte podría ser demandado por discriminación