CHARLOTTE, N.C. -- La Convención Nacional Republicana, la semana pasada, habilitó un importante espacio para oradores latinos a quienes el partido considera sus estrellas del futuro.

A los demócratas, no les parece mucho.

El liderazgo del partido demócrata hizo claro este martes que en su partido hay más latinos, aunque no tengan tantos gobernadores entre ellos como en el caso del GOP (Grand Old Party, apodo histórico del partido republicano). También enfatizan que su papel en la campaña de reelección del presidente Obama y en la misma convención es más prominente que nunca. Este año hay un número récord e impresionante de delegados latinos –alrededor de 800–. Hay además tres nuevos hitos para los latinos: el alcalde de San Antonio, Julián Castro, será el primer hispano en pronunciar el discurso principal de la convención; Katherine Archuleta es la primera latina en el puesto de directora político nacional de una campaña presidencial, y Alejandra Salinas es la primera presidenta latina de la organización Demócratas Universitarios de Estados Unidos.

SI TIENES ALGO QUE DECIR, DILO AQUÍ: NOS INTERESA TU COMENTARIO

"Yo lo veo así; tenemos un banco de suplentes muy fuerte, y tenemos muchas estrellas a diferente nivel", dijo la presidenta del Comité Nacional Demócrata, la congresista Debbie Wasserman Schultz, a los reporteros después de una alocución frente al Grupo Hispano en el Comité Nacional Demócrata. "Julián Castro es una de las principales estrellas del futuro en nuestro partido, y va a entusiasmar a la gente".

Jim Messina, director de campaña de la organización Obama for America fue más allá, aludiendo a la especulación de que Castro podría aspirar a posiciones más sobresalientes. En el seno del partido, algunos esperan que se postule como gobernador de Texas y eventualmente como candidato a presidente de Estados Unidos. Messina fue quien invitó a Castro a comparecer aquí.

"Este es un momento en que dentro de diez años uno se va a decir a sí mismo, 'yo estuve allí para escucharlo, cuando dio ese discurso'", dijo Messina.

Los demócratas tienen una ventaja insuperable sobre los republicanos, que muestran a Obama con el apoyo de más del 60 por ciento de los votantes latinos, frente a alrededor del 30 por ciento para Mitt Romney.

Los demócratas no quieren que esa ventaja se reduzca, especialmente cuando la energía entre los votantes latinos no es tan palpable como en 2008. No obstante, dice Archuleta, "los latinos están muy entusiasmados con el presidente".

"Nadie puede decir que los hispanos no están detrás de nuestro presidente", agregó.

El grupo hispano ha pedido a los delegados que expandan sus esfuerzos de llegar a los votantes mediante llamadas telefónicas, visitas casa por casa, comparecencias televisivas.

Su lema será que "Obama tiene nuestro respaldo", gracias a lo que los demócratas dicen son sus mejores políticas en materia de cuidado médico, la economía, la educación y la inmigración. Especialmente en el tema de la inmigración, los funcionarios demócratas y líderes del grupo hispano dicen que Obama merece alabanzas por la directiva que dio a conocer en junio de posibilitar permisos de trabajo y suspensión de deportaciones a algunos jóvenes indocumentados, los mismos en general que serían beneficiados por el DREAM Act que hasta ahora no ha pasado de ser un proyecto de ley.

Por su parte, Romney no ha dicho todavía si daría fin a esa directiva en caso de ser electo. Pero sí dijo que vetaría la moción de ley del DREAM Act, que es una solución permanente que legalizaría a muchos jóvenes indocumentados si siguen estudios universitarios o cumplen servicio militar.

Romney también se opone a una reforma migratoria integral que posibilite a los indocumentados un camino para la naturalización, y durante las primarias dentro del partido republicano dijo que promocionaría la autodeportación –una política que consiste en hacer la vida cada vez más dificil a los indocumentados para que al final decidan irse–.

Los demócratas no dejarán que estas declaraciones se olviden.

"No podría ir más a la derecha [en la cuestión migratoria], y no le permitiremos que vuelva al centro", dijo Archuleta. "Dijo lo que dijo y lo vamos a hacer responsable de sus palabras".

Video relacionado:

Loading Slideshow...
  • Antonio Villaraigosa

    El alcalde de Los Angeles, Antonio Villaraigosa será el presidente de la Convención Nacional Demócrata. "En nuestra convención (en Charlotte) vamos a tener el mayor número de delegados latinos de nuestra historia", dijo.

  • Michelle Obama

    Michelle Obama será la estrella de la primera jornada en el Time Warner Cable Arena, un complejo con una capacidad de 15,000 personas.

  • Julian Castro

    El alcalde de San Antonio (Texas), Julián Castro llega a la cita como el primer hispano en ofrecer el discurso principal de la convención.

  • Bill Clinton

    Bill Clinton, de 66 años, será uno de los oradores principales durante la Convención Demócrata.

  • Elizabeth Warren

    Elizabeth Warren candidata al Senado en Massachusetts, una prominente economista y profesora de derecho de la Universidad de Harvard.

  • Cristina Saralegui

    La presentadora de origen cubano Cristina Saralegui, de 64 años ofrecerá un discurso a los militantes del partido después de meses de hacer campaña por Obama.

  • Eva Longoria

    Eva Longoria, que ya ha realizado videos en español apoyando la reelección del Barack Obama, se unirá a la presentadora de origen cubano, Cristina Saralegui, como oradoras en la convención demócrata.

  • Xavier Becerra

    El legislador mexicano-americano Xavier Becerra también forma parte de los oradores de la Convención Demócrata.

  • Barack Obama y Joe Biden

    En al estadio Bank of America del centro de Charlotte se espera el discurso del presidente Barack Obama, que será precedido por el vicepresidente Joe Biden.

  • Marc Anthony

    El salsero Marc Anthony cantará el himno de Estados Unidos en un concierto al término de la Convención Nacional Demócrata, después de que el Presidente Barack Obama acepte formalmente su candidatura para las elecciones.