No hay nada más estresante y frustrante que tratar que un niño termine su comida y que éste se niegue. Aunque hay muchos partidarios de dejarlos sin comer hasta que el hambre los derrote, lo cierto es que los padres hacen un esfuerzo extra para nutrirlos bien.

Hace un tiempo, una madre londinense, quien aparentemente entraba en una batalla campal para que su hijo comiera, decidió crear sandwiches con diseños de animales, plantas, personajes de Disney u otras historietas. Estos emparedados se han convertido en una verdadera sensación a nivel mundial.

Funky Lunch es un página donde los padres pueden armarse de buenas ideas para hacer de la hora de la comida un tiempo de verdadero placer e inspiración. Los diseños son fáciles y lo mejor es que incorporan vegetales y frutas, generalmente esas que ellos se resisten a ingerir.

Repasa la siguiente galería e inspírate en una comida, que seguro tus hijos saborearán:

Loading Slideshow...
  • Un cerdito con sus orejitas de jamón y sus ojitos de pepino.

  • El ratoncito que come queso. Pueden usarse dos tipos de pan: el de molde y el tradicional de bocadillo. El contraste del color de los panes ayuda a crear la semejanza con el roedor.

  • La orugita es uno de los diseños más creativos. Con sandwiches pequeñitos de jamón y queso y un tomate como cabecita tenemos una comida muy original para los pequeñines.

  • ¡A navegar por el ancho mar! Diseño original y fácil de hacer.

  • ¡Qué rico helado! con queso y jamón en forma ovalada. Ideal usar pan integral para imitar el color del cono.

  • No hay niña que pueda resistirse a esta Hello Kitty con su moño de jamón y tomate. Se recomienda pan blanco para la carita.

  • ¡Este monstruo que camina! Original la idea con pan <em>bagel</em> y pepino.

  • Sandwich inspirado en el carismático Nemo, de Disney. La base es pan y puede colocarse para el color zanahoria, papaya, calabaza o cualquier otro vegetal o fruta.

  • El pianito es una verdadera monada. Aquí hay que esmerarse un poco sobre todo por el tiempo que lleva cortar las teclas, hechas con tiritas de pepino. Puede usarse pan integral, una zanahoria delgadita para la cola del pianito y las patitas también de pepinos.

  • Este simpático Winnie The Pooh es muy fácil, especialmente cuando no tenemos mucho tiempo. Pan, tomate, un pedacito de pepino y guisantes.

  • La nave espacial para nuestros pequeños exploradores.

  • Puedes crear sandwiches usando sus personajes o series favoritas de de televisión. Aquí un plato ideal a base de pepino y pan.

VIDEO RELACIONADO: