Conocer las características más importantes de los signos zodiacales es fundamental a la hora de conectarse y vincularse de manera más armónica con lo más vital de nuestra vida: nuestros hijos.


Aquí encontrarás las características exactas de cómo se comporta cada niño, según su signo zodiacal:

Loading Slideshow...
  • Niños de Aries (21 de marzo al 19 de abril)

    Tienen una energía inagotable, son los niños gestores, que siempre están allí donde está la acción. Son fuertes, perspicaces y no le temen a nada. Ese impulso debe ser canalizado constructivamente, ya que pueden correr riesgos innecesarios si sus padres no los supervisan correctamente. Necesitan hacer deportes para expresar toda su energía.

  • Niños de Tauro (20 de abril al 20 de mayo)

    Son tranquilos, cuidadosos, introvertidos, y les costará irse del hogar hasta que son grandes. No darán mayores problemas a sus padres. Necesitan amor, cuidados y estabilidad, y si lo tienen, no generarán conflictos. Un punto negativo es su tendencia a la terquedad, habrá que evitar que esa característica los lleve a aislarse de los demás. Sienten una fuerte atracción por los animales.

  • Niños de Géminis (21 de mayo al 21 de junio)

    Los niños de Géminis son muy curiosos. Los primeros en hablar y caminar, los primeros en hacerse de amigos y en unirse muy profundamente a ellos, estableciendo vínculos como si fueran hermanos. Su ritmo mental puede ser excelente para la memoria y el estudio, sin embargo, las frecuentes distracciones podrían jugar una mala pasada, ya que impiden que luzcan su verdadera inteligencia y dedicación al estudio.

  • Niños de Cáncer (22 de junio al 22 de julio)

    Son niños muy sensibles y muy dependientes del afecto de la madre. Son introvertidos, no cuentan mucho lo que les pasa, y no es fácil descubrir lo que sienten, hay que tratarlos con mucha dulzura, mucho cuidado y brindarles protección, más que a ningún otro signo del zodíaco. Debido a sus ensoñaciones y fantasías, les cuesta madurar y abandonar las ventajas de la niñez.

  • Niños de Leo (23 de julio al 22 de agosto)

    Son comunicativos y espontáneos, niños que llaman mucho la atención, fascinantes y muy seductores. Poseen una magnífica concentración para el estudio, sobresalen en las iniciativas intelectuales, pero la necesidad de llamar la atención suele colocarlos en un plano algo distante, o bien actúan con exceso de orgullo y autocomplacencia, lo que puede generar antipatías en sus compañeros.

  • Niños de Virgo (23 de agos. al 22 de sep.)

    Son muy detallistas, ordenados desde pequeños: siempre tienen sus juguetes perfectos. Su crecimiento intelectual suele ser muy rápido y superior al nivel que les corresponde por su edad, están dotados de buena aptitud para la concentración y excelente memoria. Así como son autosuficientes para el estudio (preferirán hacer solos su tarea), son también tímidos e introvertidos, difícilmente dirán lo que necesitan.

  • Niños de Libra (23 de sep. al 22 de oct.)

    Son niños muy suaves, simpáticos, cariñosos y seductores; también conciliadores y obedientes, ya que sufren mucho ante la tensión, no toleran un clima de conflicto y peleas. El exceso de sensibilidad los lleva a ser caprichosos y a mostrar cierto narcisismo y querer llamar la atención. Tienen una capacidad mental muy acentuada, con sentido estético, pero las distracciones impiden que la concentración en el aprendizaje sea excelente.

  • Niños de Escorpión (23 de oct. al 21 de nov.)

    Los niños Escorpión son muy emocionales e imaginativos. Construyen su mundo de fantasía donde pasan mucho tiempo jugando solos, lo que puede llevarlos al aislamiento, además de ejercer una gran distracción, desfavorable para la concentración y los estudios. Son celosos e introvertidos, y no dirán fácilmente lo que les pasa o lo que sienten, de modo que los padres tienen que estar muy pendientes de ellos.

  • Niños de Sagitario (22 de nov. al 21 de dic.)

    Los pequeños centauros son muy expansivos y vitales, necesitan espacios grandes para jugar. Necesitan salir a la calle, a la naturaleza, hacer deportes y gastar mucha energía. Son seductores, buenos compañeros en el colegio, y generalmente solidarios. Se destacan también por su rapidez mental, son muy talentosos, pero a veces, inconstantes. Los padres necesitan ayudarlos a evitar la tendencia a la dispersión.

  • Niños de Capricornio (22 de dic. al 19 de ene.)

    Son independientes, resuelven cosas más propias de adultos y pareciera que no necesitan de la protección de los padres, pero no es así: interiormente sienten muchas cosas, pero el temor a ser ignorados, o hacer el ridículo los hace poco comunicativos. Desde temprana edad se preocupan por definir su identidad, su futuro, su vocación. Si no se sienten identificados en su grupo, o valorados, buscan la soledad, se aíslan.

  • Niños de Acuario (20 de ene. al 18 de feb.)

    Independientes e inquietos, los pequeños Aguadores suelen descollar por su agilidad mental, son muy creativos, innovadores; piensan siempre en cosas futuristas, o electrónicas. Su tendencia es la sociabilidad, les encanta jugar con otros niños, pero a la vez son muy reservados a la hora de demostrar qué es lo que sienten de verdad, por lo que cambian de amigos con mucha facilidad.

  • Niños de Piscis (19 de feb. al 20 de mar.)

    Muy dulces, tiernos y soñadores, siempre están pensando en personajes imaginarios, o tienen un amigo invisible. Son muy dependientes de sus padres, y también algo caprichosos, siempre quieren conseguir lo que quieren, y muchas veces lo hacen llorando. Con frecuencia, los más sensibles del signo generan estados de timidez, frente a circunstancias de la vida social, que no quieren enfrentar.

Relacionado en HuffPost: