Más

Policía rescata a 115 inmigrantes rehenes en Texas

HuffPost Voces  |  Por Publicado: 3/05/2012 15:29 Actualizado: 3/05/2012 21:53

Un total de 115 inmigrantes indocumentados que permanecían encerrados contra su voluntad, sin tomar agua ni comer durante tres días en una casa de seguridad en Edinburg, al sur de Texas, fueron encontrados este jueves, después de que uno de ellos llamó por teléfono a la policía local para pedir ayuda.

Los agentes de la Patrulla Fronteriza arrestaron a los mexicanos Vicente Ortíz Soto y Marcial Salas Garduño, ambos de 24 años de edad, quienes ahora enfrentan cargos federales por tráfico y transportación ilegal de indocumentados.

Cuando el departamento de policía de Edinburg recibió la llamada de uno de los inmigrantes cautivos, oficiales del orden acudieron a la casa que carecía de servicio de electricidad y tenía ventanas y puertas aseguradas con cadenas, candados y rejas de hierro por fuera.

“Encontramos a más de 100 personas hacinadas en la casa donde algunos señalaron que habían sido confinados desde hacía varias horas mientras otros tenían hasta cinco días en el lugar”, señaló a HuffPost Voces el vocero de la policía de Edinburg, Óscar Treviño.

Dijo que entre ellos había unas 4 ó 5 mujeres y sobre los arrestados indicó que fueron los dos sospechosos que hallaron, uno de los cuales portaba las llaves de una camioneta de transportación y el otro traía varios miles de dólares en las bolsas de su pantalón.

Relató que cuando se sacó de la vivienda a los inmigrantes, varios intentaron darse a la fuga, pero fueron detenidos por los agentes, en tanto otros requirieron de atención médica. Hasta la tarde del jueves aún había 7 personas hospitalizadas por deshidratación y debilidad por falta de alimentos.

Treviño comentó que no se había registrado un número tal de personas hacinadas en una casa de seguridad de traficantes de humanos en esa área de la frontera sur de Texas. “Habíamos visto casos de grupos de 30 o hasta de 60 personas, pero no uno tan grande como éste”, dijo Treviño.

Por los primeros reportes del hecho, no descartó que pudiera subir el número de inmigrantes encontrados en la casa de Edinburg porque a algunos oficiales hablaban hasta de más de 140, agregó.

Sin embargo, la vocera del Servicio de Inmigración y Aduanas (ICE, por sus siglas del inglés) en el sur de Texas, Adelina Pruneda, puntualizó ante HuffPost Voces que se trató de 115 indocumentados originarios de México, El Salvador, Honduras, Guatemala, Nicaragua y la República Dominicana.

A la vez confirmó que sí se detuvo a dos individuos de origen mexicano a los que se les fincarán cargos por traslado y tráfico de
indocumentados.

Según los primeros reportes de los indocumentados a los policías, una vez que llegaban a la casa, sus vigilantes les decían “bienvenidos al infierno” y los amenazaban si hacían ruido.

Los inmigrantes fueron transportados desde su presunto cruce por el Río Bravo hacia la casa de seguridad, donde se les encerró como rehenes sin posibilidad de salir.

Los dos mexicanos arrestados por tráfico humano de indocumentados tendrán una audiencia el lunes ante un juez magistrado en la corte en McAllen.

Hace 9 años, se vivió una tragedia relacionada con el tráfico de indocumentados en Victoria, al norte de Edinburg, cuando 19 inmigrantes murieron por deshidratación y asfixia, luego de ser transportadas más de 70 personas en la caja de un tráiler de carga.
Ese 14 mayo de 2003, se descubrió el vehículo que subió a los inmigrantes en Harlingen rumbo a Houston, Texas. Ha sido el caso más trágico en la historia migratoria de Estados Unidos. Por ese hecho se arrestaron a 13 responsables y uno más sigue prófugo.
Durante el 2012, varios incidentes con el cruce y tráfico de inmigrantes han sucedido en esa área del sur de Texas cercana a la frontera con México.

Más información acerca de la inmigración

SIGUE VOCES