Huffpost Voces
David Ramirez Headshot

Dolorosa separación: Adolescente de 14 años desafía orden de deportación

Publicado: Actualizado:
VICTORIA_Y_CARINA_VALDEZ
Victoria y Carina Valdez / Foto del album familiar | Cortesia familia Valdez

Victoria Valdez, de 14 años tomó quizá la decisión más dura de su corta vida. Decidió separarse de su madre quien tomó un avión a Argentina, atendiendo a un acuerdo de salida voluntaria, antes de que venciera el plazo de deportación que las autoridades habían fijado.

"No estoy dispuesta a arriesgar la vida que tengo aquí para ir a un lugar donde no conozco a nadie", dijo Victoria entre lágrimas en el área de partidas del aeropuerto John F. Kennedy de Nueva York después de despedir a su madre Carina Valdez.

Victoria y su madre encaraban orden de deportación, pero la menor, una estudiante del noveno grado residente en Nueva Jersey decidió quedarse con su tía y espera que las autoridades le concedan continuar en Estados Unidos donde ha vivido desde que llegó a los tres años de edad.

Usando las redes sociales y a través de llamadas telefónicas al presidente Obama, el subsecretario de Seguridad Nacional, John Morton y a la Secretaria de Seguridad Nacional, Janet Napolitano, una coalición de organizaciones luchó durante el fin de semana por detener la deportación de los Valdez. El caso dio un giro ante la decisión de Victoria de quedarse y desafiar la orden de deportación.

El caso de Victoria y de cientos de estudiantes indocumentados en el área de Nueva York es seguido de cerca por organizaciones como DREAM Activist y el New York State Youth Leadership Council.

"Como Victoria, cientos de estudiantes indocumentados se ven forzadas a separarse por las deportaciones de sus padres y porque no quieren regresar al país que dejaron siendo niños y que prácticamente no conocen", dijo a AOL Latino el activista Osman Canales director de Long Island Immigrant Students Advocates (LIISA).

Victoria fue traída por su madre a Estados Unidos cuando sólo tenía 3 años de edad. Carina Valdez contó que ella quería dar a su hija un futuro mejor, algo que ella no podía hacer en la Argentina. Ella trabajó fuerte para ofrecerle a Victoria todo lo que necesitaba, incluyendo una buena educación.

Ahora, los sueños de Victoria de poder quedarse en este país e ir a la universidad están en el limbo. Ella quiere convertirse en un abogado o un veterinario, algo que decidió cuando estaba sólo en el séptimo grado. Actualmente cursa el noveno grado.

En diciembre pasado, agentes del ICE se presentaron en el trabajo de su madre con una orden de restricción contra otra persona pero al advertir que era indocumentada fue arrestada.

Victoria ha recibido varias distinciones por excelencia académica, sin embargo, el ICE quiere expulsarla y romper todos sus sueños, reveló de DREAM Activist en un comunicado.

La organización destacó que Victoria es elegible para el DREAM Act, el proyecto de ley que permitiría a estudiantes indocumentados continuar sus carreras universitarias

DREAM Activist alega que de acuerdo a la nota emitida el subsecretario de Seguridad Nacional, John Morton, Victoria y Carina no encajaban dentro en el perfil de las personas consideradas de prioridad para la deportación y se les debía conceder el beneficio de discreción del fiscal.

Nuevos casos de deportaciones se han revelado a raíz de que la semana pasada la Corte Suprema dio indicios de que fallaría a favor de partes de la ley inmigratoria SB 1070 de Arizona.

El pasado miércoles, el mismo día que la Corte Suprema abrió en Washington las audiencias para analizar las demandas presentadas contra la ley SB 1070 de Arizona, en una comunidad agrícola del Condado de Huron en Michigan, seis trabajadores mexicanos fueron arrestados y procesados con orden de deportación después de llamar al 911 solicitando una ambulancia, reportó el Huffington Post.

En un caso similar, Claudio Medina, también de nacionalidad argentina, fue arrestado en Long Island Nueva York y puesto en la línea de deportación tras llamar a una ambulancia, denunciaron la semana pasada por varias organizaciones pro inmigrantes.

"Todos estamos más seguros cuando los residentes reciben la ayuda de emergencia que necesitan. Lo último que ninguno de nosotros queremos es que la delincuencia o la enfermedades no se puedan denunciar", dijo Maryann Sinclair Slutsky, directora ejecutiva de Long Island Wins, en declaraciones para AOL Latino.

La deportación de Molina estaba pautada para el martes de la semana pasada pero su ejecución fue aplazada, confirmó a este medio el activista Osman Canales.

El New York State Youth Leadership Council consta entre las organizaciones que intercedieron pidiendo se detenga la deportación de Molina.

Ludmila Molina de 20 años, hija de Claudio, es una estudiante de Sicología que ha venido luchando por el DREAM Act.

Ludmila dijo a AOL Latino que su padre fue reintegrado a la prisión de Riverhead en Long Island desde la prisión de inmigración en Nueva Jersey donde había sido trasladado para ser deportado.

Aunque la decisión final de la Corte Suprema en el tema de la SB 1070 no se anunciará hasta junio, los nuevos casos de deportaciones reportados hacen temer a las organizaciones pro inmigrantes que las deportaciones arreciarán.

"Mientras que en el centro del argumento sobre la SB 1070 es la autoridad federal, para nuestra organización, la verdadera lucha es en torno de la moral nacional y los derechos civiles, declaró de su parte Juan Cartagena, presidente y consejero general de LatinoJustice PRLDEF.

"En un país construido sobre las espaldas de los inmigrantes, es un escándalo que avergüenza que estados como Arizona hayan tomado una postura en contra de los inmigrantes", agregó Cartagena.

La administración de Obama ha deportado un número récord de inmigrantes, cerca de 400.000 personas cada año, pero asediado por las críticas y en medio de la campaña por la reelección Obama anunció encarar el tema de las deportaciones de una manera más humana.

"Una vez más vamos a ver la devastación que le espera a la familia Molina si Claudio pasa por la picadora de carne que es nuestro sistema de inmigración actual", dijo Luis Valenzuela, director de la Alianza de Inmigrantes de Long Island.

Según el activista, por cada individuo que es deportado o detenido, en promedio, dos miembros de la familia sufren en agonía.

"Una cosa es cierta, los niños cuyos padres son deportados están traumatizados y afectados a lo largo de su vida útil", reiteró Valenzuela.

"los políticos utilizan la inmigración como tema divisivo. Muchos compiten entre sí para ver quién puede deportar o detener a más inmigrantes. Basta ya, la reforma ahora", concluyó Valenzuela. Videos relacionados:

En Internet

Programa de discreción procesal no convence a los inmigrantes

Información es clave para evitar deportación

EEUU ordenó deportar al abuelo de Marco Rubio

Londres insiste en deportar a Abu Qatada tras recibir garantías de Jordania